Tite parece ser un técnico capaz de soportar la presión.  (AP) (horizontal-x3)
Tite parece ser un técnico capaz de soportar la presión. (AP)

SAN PETERSBURGO, Rusia — Sí, el partido será recordado por el llanto de Neymar tras el pitazo final, por los dos goles en los descuentos y por otra decisión acertada del videoarbitraje.

Pero el cierre espectacular que dio a Brasil el triunfo por 2-0 sobre Costa Rica fue ilustrativo sobre la ideología futbolística de Tite y sobre los planes que tendría para la Canarinha en este Mundial.

El “Profesor” Tite mostró atrevimiento e inteligencia a la hora de realizar los ajustes que cambiaron el rumbo del duelo en el complemento. Gracias a ello, Brasil sigue controlando su destino en el Grupo E.

Willian rue retirado en el intermedio, y sustituido por Douglas Costa, cuyo ritmo y habilidad en la banda derecha le permitió rebasar las líneas defensivas de Costa Rica. El extremo de la Juventus puso el pase para el segundo gol, obra de Neymar.

Roberto Firmino contribuyó también tras su ingreso a los 68 minutos. De forma reveladora, no sustituyó a otro atacante, Gabriel Jesús, sino al mediocampista Paulinho. Fue apenas la segunda vez que Gabriel Jesus y Firmino han jugado juntos con Brasil -la otra fue en los últimos minutos de un partido ante Chile en la eliminatoria sudamericana.

Y ambos se combinaron para contribuir al tanto de Philippe Coutinho, que abrió por fin el marcador en los descuentos.

Brasil terminó el cotejo jugando prácticamente con cinco atacantes, y sólo con Casemiro en labores de contención en el medio campo, delante de los dos centrales.

“Fue hermoso, perfecto”, valoró Tite sobre la exhibición del segundo tiempo.

La pregunta ahora es cuál debe ser la estrategia de Tite para su último partido de la fase de grupos, ante Serbia. Su equipo necesitará sólo un empate para asegurarse la clasificación.

Por ahora, Brasil está empatado en cuatro puntos con Suiza, y no queda claro qué es mejor, el primero o segundo puesto del grupo. Esos lugares llevarían respectivamente a enfrentar al segundo o primero del Grupo F, donde pelean por avanzar México, Suecia, Alemania y Corea del Sur.

Lo que sí parece seguro es que Douglas Costa jugará de inicio en lugar de Willian, quien tampoco lució efectivo en el empate 1-1 frente a Suiza.

El mayor debate está adelante. Se desconoce si Firmino comenzará junto con Gabriel Jesus por vez primera. Brasil no está urgido ahora de triunfo, por lo que ello sería improbable. Gabriel Jesus debería comenzar de nuevo, tras evidenciar su peligrosidad ante Costa Rica.

No obstante, se benefició de contar con otro delantero cerca. Firmino se colocó justo detrás de Gabriel Jesus, lo que abrió los espacios.

“Este Mundial no es fácil para nadie”, dijo Gabriel Jesus. “Pensé que me iba a dar un infarto, pero resolvimos el partido a la brasileña. Desde luego, nadie quiere soportar tanta presión como la de hoy”.

Tite aparenta ser un técnico capaz de soportar la presión. Es evidente que sus discípulos lo respetan. Coutinho y el capitán Thiago Silva hablaron de la forma en que la selección aprende a seguir luchando hasta el último aliento.

Fue la primera victoria de Brasil en un mundial gracias a un gol anotado a los 90 minutos o después. El tanto de Nemar, a los 96:49 minutos, fue el más tardío en cualquier encuentro de los mundiales desde Inglaterra 1966, de acuerdo con la BBC.

“El gran mérito de este equipo es que no se rinde nunca”, afirmó Silva.


💬Ver 0 comentarios