(horizontal-x3)
El jugador de Real Madrid, Cristiano Ronaldo, gesticula durante un partido contra Apoel de Nicosia por la Liga de Campeones. (AP)

Madrid— Cristiano Ronaldo volvió a la alineación de Real Madrid y se hizo sentir de inmediato con un doblete el miércoles, para que el conjunto español pusiera en marcha su defensa del título de la Liga de Campeones con una goleada de 3-0 sobre el APOEL de Chipre. 

El astro portugués jugó su primer partido desde que fue suspendido por empujar a un árbitro en la Supercopa de España el mes pasado. La sanción lo ha marginado de los tres primeros partidos del Madrid en la liga española. 

“Es un jugador clave para nosotros. Siempre está ahí, siempre mete goles y espero que siga así toda la temporada”, resaltó el técnico Zinedine Zidane. “Ahora no lo tendremos el domingo y espero que sea el último partido de la temporada donde no vamos a tener a Cristiano”. 

Sergio Ramos anotó el tercer gol en el estadio Santiago Bernabéu, donde el Madrid no pierde por la fase de grupos en casi ocho años, incluyendo 12 victorias en sus 13 últimos compromisos. 

Tottenham superó por 3-1 a Borussia Dortmund con dos tantos de Harry Kane en el otro partido de un reñido Grupo H. Fue apenas la tercera victoria de los “Spurs” en 13 cotejos disputados en Wembley, casa temporal del club mientras se remodela el estadio de White Hart Lane. 

“Espero que esto ponga fin a las versiones de un hechizo” en Wembley, dijo el estratega argentino del Tottenham, Mauricio Pochettino. “Pienso que es muy importante ganar confianza en Wembley”. 

El Madrid arrancó la temporada a toda máquina, al vencer a Manchester United en la Supercopa de Europa y al Barcelona en la Supercopa de España. 

Sin embargo, la ausencia de Cristiano en la liga española pesó sobre el equipo dirigido por Zidane, que empató sus dos últimos encuentros en el campeonato doméstico. 

Cristiano no demoró mucho tiempo en exhibir su olfato goleador ante el pequeño club chipriota y abrió la cuenta a los 12 minutos mediante un remate con un ángulo ajustado, después de un centro de Gareth Bale. Agregó su segundo a los 51 desde el punto de penal. 

El artillero también estuvo a punto de anotar al comienzo del segundo tiempo, pero su disparo se estrelló en el travesaño. 

El Madrid, que busca convertirse en el primer equipo con tres títulos europeos consecutivos desde Bayern Munich en 1974-76, no pierde como local en la fase de grupos desde que cayó 3-2 ante el Milan en 2009. 


💬Ver 0 comentarios