(horizontal-x3)
Lionel Messi, astro de Argentina, gesticula durante el partido. (AP)

Montevideo— En un partido aburrido y de mucha fricción, Uruguay y Argentina empataron el jueves 0-0 en Montevideo, un resultado que dejó a ambas selecciones sin moverse en la lucha por la clasificación al Mundial de Rusia 2018. 

Lionel Messi tuvo un retorno lucido a la selección argentina, luego de la suspensión que no le permitió jugar la fecha anterior contra Bolivia. Dos grandes atajadas del arquero uruguayo Fernando Muslera le impidieron al astro del Barcelona coronar su buena actuación con un gol. 

Fue un clásico rioplatense de nivel muy discreto, en el que el Uruguay se replegó y Argentina adoleció de ideas. 

En el debut oficial de Jorge Sampaoli director técnico, Argentina controló el partido de principio a fin, tocando la pelota con prolijidad pero muchas veces sin profundidad. 

Uruguay se limitó a defender y buscar alguna oportunidad de contragolpe o pelota quieta, que no se produjo. Sus máximas figuras, los goleadores Luis Suárez y Edinson Cavani casi nunca pudieron entrar en juego. 

Suárez se retiró lesionado cuando corrían 82 minutos de juego. El atacante había sido duda en la antesala al partido, pero fue confirmado en el once titular tras recuperarse de una lesión en la rodilla derecha. 

El dominio argentino se hizo aún más notorio en la segunda mitad, en la cual Uruguay apenas si cruzó alguna vez la cancha para atacar. 

El partido fue disputado en un repleto estadio Centenario de Montevideo. 

Colombia de estanca

Sin su astro James Rodríguez, Colombia se tuvo que conformar el jueves con un insípido empate sin goles ante una eliminada Venezuela, que privó a sus rivales del botín de tres puntos valiosos para acercarse a su clasificación al Mundial de Rusia 2018. 

La igualdad como visitante dejó a Colombia con 25 puntos. El equipo del técnico argentino José Pekerman inicio la doble fecha en el segundo puesto de las eliminatorias de Sudamérica. 

Los cuatro primeros avanzan directamente y el quinto disputará repechaje ante el líder de Oceanía. 

Venezuela, que está hundida en el último puesto, quedó con siete unidades de 45 posibles. 

El duelo fue equilibrado en la primera mitad, en la que los anfitriones desperdiciaron un par de oportunidades de anotar. En el complemento, Colombia se animó más, pero sus imprecisiones y las intervenciones del arquero Wuilker Fariñez conspiraron en su contra. 

Venezuela tuvo un mejor despliegue en el mediocampo y fue claro dominador, pero esto no se reflejó en el marcador. 

Colombia no gana en territorio venezolano desde el 15 de diciembre de 1996, cuando se impuso 2-0. 


💬Ver 0 comentarios