Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

Mejorar sus registros podría verse como una meta muy superficial en el deporte.

Pero en un deporte de medición y marca como es el atletismo, donde la diferencia entre alcanzar la gloria o sufrir la mayor de las desilusiones está en un pestañeo, es significativo.

Y ese es el principal objetivo de los ocho boricuas que comienzan hoy a dar los toques finales a su preparación con miras a su participación en el Campeonato Mundial de Atletismo, que se efectuará del 27 de agosto al 4 de septiembre en Daegu, Corea del Sur.

“Va un grupo compacto, joven”, dijo Luis Dieppa, gerente general de la Selección Nacional de Atletismo y vicepresidente de la Federación de Atletismo de Puerto Rico. “Confío en que logremos la meta de mejorar marcas”.

“Esto (el atletismo) no es boxeo donde con un golpe de suerte te gano la pelea”, agregó. “Aquí hay unos rankings establecidos y el comportamiento típico es que esos rankings se respetan (se mantienen)”.

Ante la calidad de la competencia que por norma hay en un Mundial, esa mejoría de marcas, para algunos, podría significar adelantar hasta la ronda semifinal -un logro para el deporte insular.

Para otro podría conducirlo hasta lo más alto del podio.

“Vamos tras la medalla más grande con Javier Culson”, señaló Dieppa, refiriéndose al vallista ponceño que hace dos años se convirtió en el primer atleta puertorriqueño en ganar una medalla en un Mundial de Atletismo, al conquistar la plata en los 400 metros con vallas en Berlín.

“(En general a los atletas) los veo muy bien. La meta fundamental del grupo es mejorar su ubicación en el ranking mundial. Eso es significativo para nosotros como proyecto”, agregó. “Con Culson las expectativas son más complejas. Si todo se da como está proyectado, debemos traer la medalla de oro para acá”.

Además de Culson, quien es parte de la elite en los 400 metros con vallas, también estarán activos en Daegu los vallistas Héctor Cotto, el plusmarquista nacional de los 110 metros con vallas y quien tiene proyecciones de estar en la semifinal del evento y conformar el relevo 4x100, y Jamele Mason (400 metros con vallas).

Beverly Ramos romperá la competencia por Puerto Rico cuando compita en la semifinal de los 3,000 metros con obstáculos. Mientras, el relevo 4x100 estará a cargo de Miguel López, Carlos Rodríguez, Marcos Amalbert y Sean Holston.

Los atletas boricuas saldrán hoy rumbo a California, donde estarán entrenando en Pasadena hasta el lunes 22, cuando saldrá el grupo completo rumbo a Daegu.


💬Ver 0 comentarios