Kim Willoughby había dicho que salió del baño a buscar una toalla y cuando regresó encontró a la niña de 3 años en el piso. (horizontal-x3)
Kim Willoughby había dicho que salió del baño a buscar una toalla y cuando regresó encontró a la niña de 3 años en el piso. (GFR Media)

La Fiscalía de Mayagüez sometió cargos esta tarde contra la voleibolista estadounidense Kim Marie Willoughby por el asesinato de su hija adoptiva, ocurrido el 2 de marzo de 2016, informó la secretaria del Departamento de Justicia, Wanda Vázquez Garced.

El fiscal Esteban Miranda Valentín sometió cargos en Regla 6 en alzada por violación al Artículo 93 del Código Penal (asesinato en primer grado) y por violación al Artículo 58 de la Ley 246 “Ley para la seguridad, bienestar y protección de menores” por maltrato.

El juez Aníbal Lugo Irizarry, del Tribunal de Primera Instancia de Mayagüez, encontró causa para arresto en todos los cargos y le impuso una fianza global de $200,000. La vista preliminar fue señalada para el 8 de junio.

Según la pesquisa, a cargo de Miranda Valentín y el agente Julio Rosario Barreto, Willoughby alegó que su hija adoptiva sufrió una caída al salir de la bañera en su hogar .

La voleibolista dijo que que salió del baño a buscar una toalla y cuando regresó encontró a la niña de 3 años en el piso. El caso fue catalogado en ese momento como un incidente desgraciado.

Sin embargo, la autopsia reveló que la menor presentaba severos traumas en su cuerpo que eran incompatibles con una caída.

“En el Departamento de Justicia la protección de los menores es una prioridad. Los padres tenemos una responsabilidad indelegable de velar por el bienestar de nuestros hijos, amarlos, cuidarlos y protegerlos en un deber que se cumple con el mayor amor del mundo. Aquel que no cumpla y ponga en riesgo la vida y la seguridad de ellos, deberá asumir las consecuencias”, expresó Vázquez Garced mediante un comunicado de prensa.



💬Ver 0 comentarios