Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

Un hombre vestido con un saco de café en el festival (horizontal-x3)
Un hombre vestido con un saco de café en el festival. (GFR Media)

“El fin de la cosecha de café fue María, no hay nada que celebrar”.

Con estas palabras el alcalde de Maricao, Gilberto Pérez Valentín, confirmó la cancelación de la tradicional Fiesta del Acabe del Café que cumpliría este año su 40 aniversario.

Las raíces de esta tradición se remontan al siglo pasado, cuando los dueños de las haciendas cafetaleras celebraban el fin de la recolecta del grano con una fiesta que se extendía por tres días.

Allí celebraban el éxito de la cosecha y agradecían a Dios por la abundancia de la recolección.

Sin embargo, tras el paso del huracán María por la isla este año, las cosechas en Maricao se esfumaron y la escasez de este importante grano fue lo que abundó.

Pérez Valentín afirmó que su municipio está enfocado en la reconstrucción del pueblo y que el dinero que destinaría a la confección de la fiesta se usará para ayudar a las familias afectadas por el huracán.

Las familias de maricaeñas tienen necesidad y el poco dinero que tengo no lo voy a usar para la fiesta. Lo voy a usar para arreglar las viviendas, para llevarle agua a las familias a los hogares y llevar combustible a las familias que tienen generadores”, expresó el alcalde afiliado al Partido Nuevo Progresista (PNP).

Aunque otros municipios han optado con celebrar sus festivales tradicionales por considerar que estos son motores de desarrollo económico, Pérez Valentín señaló que la Fiesta del Acabe del Café “no le genera ingresos al municipio, sino pérdidas”.

“El municipio no tiene ningún tipo de ingresos con esta fiesta, sí se benefician los comerciantes y los artesanos, pero yo tengo que ayudar a la gente”, expresó.

El ejecutivo municipal afirmó, además, que organizar el festival le toma más de seis meses y que el área en donde se realizaba fue destruido por los vientos del huracán.

Según Pérez Valentín, las carreteras que dan acceso a Maricao aún también están en mal estado por lo que representan un peligro para los asistentes a la fiesta.

De igual forma, otro de los elementos que el funcionario tomó en consideración para cancelar la celebración es que más del 70% de su municipio continúa sin servicio de energía eléctrica a casi cinco meses del paso de María.

Yo tengo las carreteras cubiertas por sedimentos, árboles y hace una semana atrás fue que la Autoridad de Carreteras me permitió limpiar. Por lo tanto, no puedo dar una fiesta si no hay seguridad”, recalcó el alcalde.

Pérez Valentín se mostró esperanzado en que en el 2019 la Fiesta del Acabe del Café se podrá realizar “con bombos y platillos”.

El festival estaba pautado para celebrarse del 16 al 18 de febreroen el estadio municipal Johnny Arbona Quiñones.

Truena contra el gobierno

De otro lado, el mandatario denunció a endi.com que las autoridades estatales y federales “han sido lentas” en responder con eficiencia a la emergencia causada por el huracán María en su municipio.

Pérez Valentín dijo que los agricultores de Maricao aún esperan por que el Departamento de Agricultura les desembolse las ayudas destinadas a apoyar la reconstrucción de las fincas afectadas por el fenómeno atmosférico.

“El gobierno no les ha dado un peso a los agricultores por los daños”, señaló.

El ejecutivo municipal también dijo que si una parte de su municipio tiene servicio de energía eléctrica “es gracias a las compañías norteamericanas que están en Maricao”.

“Mientras las brigadas de la AEE salen a las 11:00 de la mañana a trabajar, las de afuera ya a las 8:00 a.m. están poniendo postes y tirando líneas”, acotó. 


💬Ver 0 comentarios