Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

Su traslado a Miami ha supuesto para Noris Joffre crecimiento profesional y personal.

En un año, la actriz ha conseguido integrarse a la escena del teatro y la televisión de la Ciudad del Sol.

Pero es el aspecto familiar el que más la llena, pues a parte de que sus hijos, Mónica y Ricardo Andrés, se han adaptado de maravilla al cambio, ella comparte con familiares de su padre biológico.

“En términos profesionales me va excelentemente bien. Pero en términos emocionales necesitaba encontrarme un poco, porque nací en Miami. Encontrarme con mi familia biológica ha sido un gran paso en mi vida. Conocí a la familia por parte de padre. Por parte de madre ya Kathy Ryan se ha encargado de presentarme a toda la familia. Y ella no estuvo tranquila hasta encontrar a mi familia paterna y la halló por internet. Así que conocí a mi abuelita, que nunca había tenido contacto con abuelitas, y a mis tías”, contó la actriz, quien en el 2006 se enteró de que era adoptada.

Desde que Joffre anunció que se iba de la Isla, siempre dijo que estaría yendo y viniendo. La actriz regresó para realizar la obra Cómo reconocer a un imbécil desde que va doblando la esquina.

“Son pequeños monólogos de stand up comedy que hace cada cual. Cuando lo leí me sentí muy identificada porque creo que todos en algún momento hemos sido bombardeados por muchos imbéciles. No es que esté mal porque cada cual tiene su personalidad y desarrolla instrumentos para bregar en la vida, otros menos, otros más y otros nunca los tienen”, destacó.

Además de Joffre tendrán un segmento en la obra Lynette Torres, Wanda Sais, Noelia Crespo y Álex Soto, quien regresa a los escenarios después de haber sufrido un percance de salud.

La pieza se presentará los fines de semana del 8, 9, 10 y 15, 16 y 17 de febrero, en el Centro de Bellas Artes Luis A. Ferré, en Santurce. Además, el 2 de marzo, estará en el Teatro La Perla, en Ponce.

Sobre sus próximos proyectos, la actriz prefirió no entrar en detalles “porque lo que se dice se sala”. Sin embargo, asegura que está muy entusiasmada.

Además de varias obras de teatro en agenda, Joffre presenta todos los viernes su stand up comedy en un restaurante puertorriqueño llamado Mi Viejo San Juan.

Originalmente la actriz, quien está casada con el también actor José Brocco, se fue a Miami para formar parte del programa TN3 de América TV. Pero dicho contrato culminó en enero.

“Irme a América TV fue una puerta maravillosa. Me di cuenta de que todavía hay mucho que escalar y estoy en muy buenas conversaciones con las grandes cadenas de allá. Hay cosas por ahí en programas mañaneros, películas y novelas”, dijo la actriz, quien desea continuar su faceta de papeles dramáticos.

Al igual que su amiga, Adamari López, Joffre decidió contar sus experiencias en un libro. “Adamari lo necesitó hacer en su momento, le ayudó a sanar cicatrices, me parece excelente. No está dañando a nadie porque son sus vivencias. Si alguien se siente aludido pues quizá piensa que hirió ‘susceptibilidades’ y cada uno tiene que bregar con la responsabilidad que le toca de acuerdo con el comportamiento que tuvo en un momento dado. Voy a escribir mi libro también, lo estoy grabando, lo que pasa es que a veces me voy en brote y tengo que parar. Aunque la historia de Adamari es completamente diferente, me mueve a contar cosas que uno entiende pueden ayudar”, dijo.


💬Ver 0 comentarios