La Policía registró el restaurante Tribeca Grill, en Nueva York. (AP) (semisquare-x3)
La Policía registró el restaurante Tribeca Grill, en Nueva York. (AP)

Nueva York - La Policía de Nueva York investiga un paquete sospechoso en el restaurante Tribeca Grill, propiedad del actor estadounidense Robert de Niro, en Manhattan.

El personal de seguridad de la empresa de De Niro descubrió el paquete alrededor de las 5:00 a.m. y llamó al Departamento de Policía de Nueva York, que retiraron el artefacto sobre las 6:30 a.m. en un vehículo especial destinado al transporte de explosivos. Este sería analizado por personal especial.

Según fuentes oficiales, el paquete con explosivos que llegó al restaurante Tribeca Grill estuvo en la sala de envíos del edificio donde también ubica la compañía de producción Tribeca Films por uno o dos días antes de ser descubierto.

Las fuentes, que pidieron permanecer anónimas, dijeron que un empleado del Tribeca Film Center estaba en su día libre cuando vio por televisión la imagen del paquete enviado a CNN.

El empleado, que había trabajado antes en una agencia de seguridad, recordó haber visto un paquete similar en el depósito de envíos del centro cinematográfico, y lo reportó a la Policía.

Entretanto, Tribeca Enterprises declaró que “todos están bien”.

El jueves la compañía emitió un comunicado aseverando que su edificio en Manhattan está abierto y no corre peligro.

Los primeros datos señalan que en un análisis de rayos x se ha percibido que el objeto tiene un aspecto similar a los paquetes sospechosos enviados en los últimos días al financiero y filántropo Georges Soros, expresidente Barack Obama, exsecretaria de Estado Hillary Clinton, exdirector de la CIA John Brennan, exfiscal general estadounidense Eric Holder, representante de California Maxine Waters, congresista Debbie Wasserman Schultz y CNN.

Todos los dispositivos fueron enviados a un laboratorio del FBI en Virginia y examinados. Hasta ahora no se ha mencionado a sospechoso alguno, o los motivos de los envíos.

Ninguno de los artefactos detonó y nadie resultó lesionado.

Las bombas, cada una con una pequeña batería, medían algo más de 15 centímetros y estaban llenas de polvo y fragmentos de vidrio, dijo una fuente policial que vio imágenes tomadas con rayos X y habló bajo la condición de anonimato por tratarse de una investigación en desarrollo.

La fuente dijo que los artefactos fueron fabricados con tubos de PVC y cubiertos con cinta negra.

Los blancos de las bombas fueron algunas de las personalidades criticadas con mayor frecuencia por Trump, quien todavía atacaa Clinton en sus actos. También suele destacar a CNN en sus diatribas contra los medios que según él propagan “noticias falsas”.

Nueva York amaneció hoy con un incremento en la seguridad. Desde temprano era notable la presencia policiaca y militar en zonas claves de la ciudad, como la estación Grand Central o edificios emblemáticos como el Rockefeller Center. 



💬Ver 0 comentarios