Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

David Sánchez. (GFR Media)

El saxofonista David Sánchez contesta su teléfono en medio de una carretera en Florida. Acaba de visitar a su madre y hermanos que viven allá y ahora maneja de vuelta a su hogar en Atlanta. Pide disculpas porque está en una zona con poca recepción telefónica y la llamada puede cortarse en cualquier momento. Lo bueno es que tiene siete horas para conversar, tiempo que le toma el trayecto hasta su casa.


💬Ver 0 comentarios