(semisquare-x3)
El grupo BTS es considerado uno de los mayores exponentes del movimiento K-Pop, El documental sobre su trayectoria titulado “Burn The Stage” estrena hoy en los cines de Puerto Rico. (Suministrada)

Viene formándose a paso lento pero consistente, y hoy la fascinación por el arte del K-Pop alcanza una notable solidez en Puerto Rico. La existencia de sobre 100 grupos de fanáticos, conocidos como “fandoms”, su actividad dentro y fuera de las redes sociales, la cantidad de miembros en cada uno y sus peticiones a los productores de eventos para que se traigan a la isla espectáculos de agrupaciones representativas de este estilo musical, así lo demuestran.

K-Pop es una abreviación para denominar a la música pop coreana, que no se limita a un solo género musical, pues sus temas pueden incluir otros tales como el hip-hop, la balada, la electrónica y más. Lo que realmente define a esta expresión creativa es un conjunto de elementos: estética ultramoderna, bailes dinámicos, vestimenta elaborada y una puntillosa preparación de los artistas que la practican.

Originado en Corea del Sur, el K-Pop empezó a darse a conocer en Puerto Rico a través de las series y telenovelas de este país que el público comenzó a ver, mayormente a través del Canal 6 y el internet.

“Yo llego a conocer del tema por las novelas coreanas, a mediados de 2009. Me llamó mucho la atención el concepto cultural dentro de la música. Se visten bien llamativo, hay muchos bailes y la letra de las canciones es divertida y sana”, contó Amanda Martín, coadministradora de la página de Objetivo K-Pop PR en Facebook, junto a Stephanie Maldonado.

Pero antes, por lo menos desde principios del 2000, el movimiento K-Pop venía atrayendo seguidores. Sin difusión radial, la música fue propagándose poco a poco y en 2014 la compañía Dream Productions trajo el primer concierto de este movimiento cultural al país. Se trató del grupo Boyfriend, formado por seis chicos, reconocidos por su excelencia como artistas, especialmente en la disciplina del baile.

Desde entonces, se han celebrado en la isla otros tres conciertos. El más reciente, en febrero de este año, estuvo a cargo de la agrupación 24K (Two Four K), en el Teatro Francisco Arriví en Santurce. Mientras, mañana estrena en la isla la película “Burn The Stage”, que narra la trayectoria del grupo BTS, formado por siete varones y reconocido por haber colocado dos álbumes “Love Yourself: Tear” y “Love Yourself: Answer” en el primer lugar del listado Billboard 200 de los discos más escuchados en Estados Unidos.

Conscientes del auge del K-Pop, productores como Paco López, Grandes Eventos y Pepe Dueño han lanzado encuestas, y también recibido muchas peticiones, para auscultar el respaldo que tendría en la isla un gran concierto de esta música.

“Esto cogió una popularidad brutal y estamos hablando para traer a varios grupos en 2019”, comentó Pepe Dueño. Sostuvo que empezó a conocer sobre estos grupos debido a los mensajes que los fanáticos dejaban en las redes sociales de su empresa pidiendo que traiga sus conciertos a la isla.

“Es formidable, la música es brutal y yo sé que va a tener éxito en Puerto Rico”, mencionó.

Loyda Marrero, administradora de la página de Facebook Puerto Rico Oye K-Pop, dijo que de acuerdo a la experiencia realizando y promocionando eventos para fanáticos, el interés por la cultura coreana va en crecimiento en la isla y aunque muchos son jóvenes, personas de todas las edades expresan su atracción hacia ella.

“La unión entre los seguidores, los trabajos y actividades que realizan tanto en la isla como con otros grupos seguidores alrededor del mundo para enviar a Corea regalos a los artistas y dejarles saber que en Puerto Rico hay seguidores de la cultura coreana es impresionante”, aseguró.

Una de las particularidades de estos grupos es que a menudo son creados por grandes empresas de entretenimiento que reclutan a los miembros a través de un proceso de audiciones competitivo. Una vez finaliza el mismo, todos comienzan un estricto y costoso entrenamiento para prepararlos en diferentes áreas de las artes y los idiomas. Aunque sus canciones son mayormente en coreano, incorporan frases en español y en inglés. Más recientemente, algunos se concentran en una de estas lenguas, debido a la acogida que han alcanzado en el mercado anglosajón y latino.

El grupo Super Junior, por ejemplo, ha realizado “covers” de temas en español. Pero no es el único, la banda EXO-K grabó su interpretación en vivo del tema “Sabor a mí”, de la autoría de Álvaro Carrillo. El vídeo, que lleva subtítulos de la canción popularizada por Luis Miguel en los noventa, tiene 9.1 millones de vistas en YouTube.

Las barreras del idioma, cuando no cantan en español o en inglés, se rompen a través de lo atractivo que le resulta a los seguidores todo el concepto artístico que caracteriza a los grupos.

“Cada vez que lanzan un sencillo buscan un concepto, algo artístico en lo que se van a basar. Las fotos, los maquillajes, el estilo, la ropa y cómo se hace el vídeo”, sostuvo Kirstie Morales, coadministradora de la página de internet y Facebook Puerto Rico Also Loves K-Pop (pralsoloveskpop.wordpress.com), junto a Keyshla Aquiles.

Mencionó que uno de los “reyes” de esta manera de presentarse al público es el grupo Vixx, por sus elaborados vídeos musicales donde predomina lo fantástico. Como es natural en la estética del K-Pop, los cantantes varones lucen maquillaje, pantallas y peinados elaborados.

Jesicca Rosa, de K-Pop Puerto Rico, otro grupo de fanáticos en Facebook, estimó que existen sobre 100 “fandoms” en la isla. El estimado está basado en el conteo que se hace durante las actividades en las que se reúnen para compartir música, realizar bailes imitando a sus ídolos, intercambiar discos y conocerse.

“El ‘fandom’ ha crecido exageradamente”, sostuvo Rosa, quien se prendó del movimiento viendo un programa de variedades coreano en el transcurso de 2009.

“No entendí nada pero me morí de la risa y la curiosidad me hizo seguir buscando. Así conocí al grupo Super Junior, que lanzó una canción que estuvo en el Top 5 de Billboard (“Sorry Sorry”) y le cogí el gusto”, dijo al mencionar que el “fandom” más numeroso en la isla es el del grupo BTS, con 10,880 seguidores en su página de Facebook, por lo que no será extraño que el documental sobre la banda atraiga a una buena cantidad de público a los cines hoy.


💬Ver 0 comentarios