Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

Lo que el público verá esta noche en el concierto “Boleto de entrada”, en el Coliseo de Puerto Rico, será un recital orgánico, sin parafernalia ni bailarines, apoyado en efectos visuales, una banda de 15 músicos y una gran intérprete, Kany García.

En ese escenario, la cantautora recorrerá las historias de sus dos producciones discográficas, añadiéndole variantes al interpretar las historias de otros autores con sus invitados de la noche.

“Aunque mi música se pueda prestar para tener coreografía, por eso de ser cantautora no me identifico con bailarines. Pero hago un balance con la banda, a la que le he añadido guitarras eléctricas, cuatros venezolanos, una sección completa de cuerdas, una de vientos y otra de percusión, que hacen que el sonido se sienta super orgánico y en base de lo que se está sintiendo y sucediendo sobre el escenario”, comentó la artista.

Como muchos artistas que se enfrentan a un reto físico sobre el escenario, Kany se ha preparado en el gimnasio, pero también espiritualmente. Como la hija de un ex sacerdote ha crecido con una gran fe.

“Soy una persona creyente, pero la gente piensa que por eso de ser hija de un ex sacerdote soy bien religiosa. Sin embargo, mi papá es bien espiritual, pero nos da muchísima libertad y nos ha dejado ser. Siempre trato de fomentar mi vida espiritual para estar en comunicación con Dios y sentirme en paz”, sostuvo.

La intérprete de ‘Esta vida tuya y mía’ se siente agradecida porque a pesar de que la situación del País no es la mejor, la gente la ha apoyado.

“Estoy consciente que hoy en día comprar una taquilla implica hacer un sacrificio que quizá antes no era tan difícil hacer. A ese público que tomó la decisión de estar en una noche fantástica como la que vamos a tener en el Coliseo, les garantizo que la van a pasar increíble porque lo que queremos es que salgan con ese sentimiento de que lo que se pagó fue recibido con creces. Va a ser un ambiente de emociones”.

Pide conciliación

Kany García tuvo la oportunidad de estudiar en la Universidad de Puerto Rico. Sabe lo importante que es ese centro de enseñanza para el País y lamenta que la huelga esté llegando a los dos meses sin un horizonte.

“Es impresionante que todavía no hemos podido llegar a un acuerdo, que no se puedan decidir. Aquí no se está hablando sólo de estudiantes, sino que también se está afectando la carrera de muchos, el futuro laboral de nuestro País y eso es algo que se debe cerrar ya”.


💬Ver 0 comentarios