Escucha el conmovedor discurso del viudo de la periodista Keylla Hernández.

Vida y agradecimiento. Estos fueron los dos mensajes que Robin Rodríguez llevó de su esposa, Keylla Hernández, a todos los que fueron al Palacio de Recreación y Deportes de Mayagüez para decirle el último adiós a la reportera de Wapa.

Su mensaje era vivir. Me dijo: ‘Robin, yo estoy aquí para vivir’. Lo demostró y lo hizo. Su segundo mensaje... sé que estás ahí mi amor, su segundo mensaje fue de agradecimiento. Es muy común escuchar 'perdimos la batalla', pero Keyla no perdió, Keyla ganó, Keyla unió a un pueblo y en los momentos difíciles de Puerto Rico. Dios nos concedió tiempo”, dijo ante unas 600 personas que se encontraban en la instalación deportiva.

Recordó, además, que cuando Keylla anunció que padecía de cáncer de pulmón, dudó en si no se estaba precipitando porque aún no tenían un diagnóstico 100% certero. Pero la mujer ancla de “Noticentro al amanecer” le dijo: “Mientras más rápido el pueblo sepa, más rápido van a estar orando por mí”. A lo que le contestó: “Tienes la razón”.

Rodríguez agradeció también al pueblo de Puerto Rico y al municipio de Mayagüez por todo el cariño y apoyo que ha recibido su familia.

Al acabar, Gustavo André, el hijo menor de 13 años, abrazó a su padre para buscar consuelo. El niño explotó en llantos y su hermano mayor, Kevin Gabriel, de 18 años, acudió también a consolarlo.

La pareja llevaba 20 años de casados y tan pronto como en enero iban a cumplir 21 años juntos.

Previo al mensaje de Rodríguez, el sacerdote Luis Mojica ofició una misa que estuvo abierta al público. 

La familia exhortó a la ciudadanía a que no envíen coronas de flores, pero aquellos que lo deseen pueden hacer una donación a St. Jude Children's Research Hospital o a la Liga Puertorriqueña contra el Cáncer (ATH Móvil  787-504-4454).


💬Ver 0 comentarios