El comediante continúa su marcha hacia Ponce y compartió con el pueblo mientras subía las empinadas cuestas de camino a la llamada "Ciudad de las Flores"

Aibonito - Es tanto el fervor que el comediante Raymond Arrieta ha despertado en la gente, que hoy una señora pidió besarle los pies

El animador, quien completó 11 millas en el quinto día de la caminata "Da Vida" en pro de los pacientes del Hospital Oncológico, solicitó que levantaran a la mujer hasta la baranda de la guagua desde donde saludaba al público a su llegada a la meta, y la cubrió con sus brazos

“Esa señora me quería besar los pies, estaba tan desesperada, tan eufórica, y le dije que mejor me pusiera el rosario que me traía. Esos son los momentos en que uno se tranca y el corazón late más fuerte. Me dijo que me quería mucho”, compartió el artista con este diario en un aparte en su camper mientras esperaba el hielo para remojar sus cansados pies.

En esta ocasión acompañó a la estrella de “Raymond y sus amigos”, la animadora Alexandra Fuentes, de quien Raymond dijo “caminó en línea recta, pero nos animó”.

“Estoy bien orgullosa de Raymond, del cariño que la gente le tiene”, dijo la presentadora de “Alexandra a las 12”, quien estaba tostada por el sol. 

Gil Marie López, una de las animadores de “Día a día” y quien caminó con Arrieta, también estaba en el camper con una rodilla lastimada por lo duro que estaba el pavimento, por lo que  requirió una bolsa de hielo. Gil nos comentó que caminó por un tío suyo, Gumersindo López. 

“Le prometí que caminaría porque él es uno de mis tíos más consentidores y está pasando por un cáncer ahora en el Hospital Oncológico”. 

También junto al animador caminó su hijo Raymond, quien estuvo con un virus de tres días por lo que no pudo acompañar a su padre desde el principio.

Cuando le comentamos al estudiante de  ingeniería mecánica, de 22 años, que la gente tiene a su papá como  un héroe respondió: “La verdad es que yo estoy súper orgulloso de él”. 

Raymond, hijo, confesó que “me gusta el arte, pero soy tímido”, y pidió seguir acompañando a su padre en la caminata “y aportando lo que puedan”. Mientras, su padre le hacía fiero por su buen estado físico. 

“Mira esto a los 53 años y me chupé esas cuestas como si nada”. 

Arrieta anunció, además, que está tratando de hacer toda la ruta con los mismos tenis para subastarlos, como hizo con los usados por los pasado 9 años. Uno de estos fue adquirido por el Museo de Washington en la caminata de Mayagüez a San Juan.  

Entre las cosas que ocurrieron hoy, tan duras como tan graciosas, el comediante de 53 años contó que en el camino una persona se le acercó para mostrarle un vídeo de su hijo.  

“Era de un nene en el que me decía gracias, pero tan fuerte y tan entusiasta, que me hizo llorar; es paciente de cáncer. También se nos acercaron pacientes que se han curado”. 

En el camino,a uno de las zanqueros le picaron unas abejas en el cuello y hubo que apagar la música porque el ruido los alborotaba más. 

Para cooperar puede entregar su donativo en persona a los voluntarios identificados con camisas verde limón y bulto rojo de Telemundo o visitando el Banco Santander en la cuenta Da Vida #3004870858. Además, puede realizar donativos a través del Banco de Teléfonos durante el programa Día a Día al teléfono (787) 641-2226, accediendo a http://www.ligacancerpr.org/donar/ o por ATH Móvil al teléfono (787) 204-4454.


💬Ver 0 comentarios