El jueves hubo  un movimiento neto de 1,143 contenedores despachados. (horizontal-x3)
El jueves hubo un movimiento neto de 1,143 contenedores despachados. (André Kang)

Con la apertura del puerto de Yabucoa y el movimiento de 1,143 contenedores en el puerto de San Juan, el flujo de suministros en Puerto Rico va encaminándose hacia la normalidad.

El director de la Autoridad de los Puertos, Omar Marrero, informó que la mercancía se está moviendo en el país y que la cantidad de vagones despachados se está acercando al número de las operaciones regulares en el puerto de San Juan.

“Lo más positiva es que en el día de ayer (jueves) tuvimos un movimiento neto de 1,143 contenedores despachados. Eso es importante particularmente cuando nosotros tenemos un número que en el curso ordinario se refleja alrededor de los 1,200 a 1,400 contenedores”, indicó.

Precisó que los navieros que llegaron incluyeron los de cargas domésticas (Crowley, Tote Maritime y Trailer Bridge), así como internacionales (Luis Ayala). “Nos complace mucho ese número porque eso quiere decir que se está moviendo la mercancía, que se están moviendo los contenedores, que hay transportistas. Todo se va restableciendo”, apuntó a la vez que dijo que, gracias a los transportistas, al despacho de combustible y a los consignatarios, el ataponamiento en los muelles se había reducido. 

Marrero anunció que además de los suministros de alimentos, se han recibido un sinnúmero de barcazas de combustible y que la próxima semana esperan recibir un millón de barriles con diésel y gasolina. Dijo, además, que cuentan con sobre 500 mil barriles de combustible en almacenamiento para continuar con las operaciones.

En cuanto al resto de los nueve puertos, dijo que todos están abiertos, excepto el de Mayagüez, que permanece cerrado porque “estamos a la espera de una prueba de estática que debe finalizar energía eléctrica”.

Sobre los aeropuertos anunció que el de Aguadilla inicia mañana sus vuelos comerciales y que el de Ponce continúa a la espera de que cada aerolínea tome la decisión de reiniciar sus operaciones. Mientras tanto, sigue recibiendo vuelos militares, de carga y ayuda humanitaria. El aeropuerto internacional Luis Muñoz Marín, que ayer recibió 50 vuelos, en tanto, está “totalmente normalizado” pero cada pasajero debe llamar a su línea aérea para confirmar su viaje. Isla Grande sigue con sus operaciones regulares. 


💬Ver 0 comentarios