Marianna Trevino-Wright, directora ejecutiva del Centro Nacional de Mariposas (semisquare-x3)
Marianna Trevino-Wright, directora ejecutiva del Centro Nacional de Mariposas (AP)

Houston - La organización sin ánimos de lucro Centro Nacional de Mariposas pidió a un juez federal que detenga la construcción de un muro fronterizo en su propiedad, mientras el gobierno del presidente Donald Trump se prepara para construir nuevas barreras en el sur de Texas y pronto podría conseguir más fondos para más tramos fronterizos.

En una moción presentada el lunes, la directora del centro Marianna Trevino Wright dijo que durante una semana han pasado máquinas pesadas por su propiedad, incluyendo una motoniveladora acompañada por un vehículo de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP). Wright argumentó que alguien había cortado el candado en una cerca y lo cambió por otro de CBP.

CBP anunció que este mes comenzará a construir los primeros 53 kilómetros (33 millas) del nuevo tramo de muros y cercas en el Valle del Río Grande, la región más al sur en Texas. El Congreso aprobó el financiamiento para su construcción el año pasado.

La semana pasada empezó a aparecer maquinaria pesada en el valle. Debido a que enfrenta una fuerte oposición por parte de muchos dueños de propiedades, CBP dijo que comenzará la construcción en propiedades del gobierno federal, probablemente en terrenos de la Reserva Nacional del Valle del Río Grande Bajo. El proyecto de construcción eventualmente partiría en dos al centro de mariposas, un parque estatal y una capilla construida hace un siglo en la ribera del Río Bravo, el cual divide a Texas y México.

"No nos quedaremos de manos cruzadas mientras las excavadoras avanzan", dijo Wright en un comunicado.

Si bien muchos calificaron la construcción que el Congreso aprobó en marzo como una cerca, los planes del CBP piden un muro que llegue hasta la altura de un dique existente, y que tenga postes de acero de 5,5 metros (18 pies) y un área despejada de control de 45 metros (150 pies) al frente.

Pronto se podrían aprobar más fondos para la construcción. Para tratar de evitar otro cierre de gobierno, negociadores del Congreso llegaron a un acuerdo el lunes para financiar un tramo de 88 kilómetros (55 millas) de barrera en el Valle del Río Grande.


💬Ver 0 comentarios