El senador republicano Rick Scott. (EFE) (semisquare-x3)
El senador republicano Rick Scott. (EFE)

Washington - El Senado de Estados Unidos aprobó hoy (90-10) abrir el debate en el hemiciclo sobre el proyecto de ley cameral para mitigar recientes desastres naturales, que contiene, entre otras cosas, la asignación pendiente de $600 millones en fondos de asistencia alimentaria para Puerto Rico.

La apertura del debate trae al hemiciclo del Senado la legislación aprobada en la Cámara de Representantes, pero dará espacio a la mayoría republicana para proponer luego su propia legislación.

Aunque el proyecto que impulsa la mayoría no contiene todas las asignaciones aprobadas por la Cámara de Representantes, el senador republicano Rick Scott (Florida) sostuvo que la minoría demócrata del Senado debe “dejar al lado la política” y aceptar el proyecto republicano.

“En mi corto tiempo en el Congreso, está claro que incluso las leyes más importantes quedan secuestradas en peleas partidistas. Ahora vemos que eso está sucediendo con fondos de ayuda para desastres”, indicó Scott, en un comunicado enviado antes de la votación.

Mientras, el senador republicano Marco Rubio (Florida) sostuvo que aunque “el crecimiento económico a largo plazo y trabajos son las respuestas para Puerto Rico”, debe aprobarse esta semana el proyecto que persigue mitigar recientes desastres naturales con los $600 millones en fondos de asistencia alimentaria para la Isla.

Para aprobar cualquiera de los proyectos pendientes se requieren 60 votos. Pero, los republicanos tienen una mayoría en el Senado de 53 a 47.

“Lo que vamos a aprobar es justo”, dijo anoche el senador republicano Johnny Isakson (Georgia), quien, como otros de sus colegas, cuestiona que los demócratas no se conformen con asignar los $600 millones en asistencia alimentaria para la isla.

Para Isakson, aunque a Puerto Rico se le ha prometido sobre $40,000 millones tras el impacto del huracán María en 2017, hay estados que aún esperan por la legislación del Congreso para mitigar los desastres causados por desastres naturales en 2018.

Los líderes demócratas de los comités de Asignaciones del Congreso advirtieron que siguen opuestos a proyecto delos republicanos del Senado, entre otras cosas,  porque no ofrece todos los fondos que deberían otorgarse ahora a Puerto Rico y los territorios.

“Si el Senado aprueba (el proyecto republicano), insistiremos en ir a un comité de conferencia para asegurar que cumplimos con las necesidades de todos los estadounidenses”, indicó Evan Hollander, director de Comunicaciones del Comité de Asignaciones de la Cámara baja federal.

La Cámara de Representantes, bajo la nueva mayoría demócrata, aprobó en enero pasado un proyecto de ley que busca mitigar principalmente los desastres naturales de 2018, pero incluye varias medidas para la Isla, entre ellas la asignación adicional de $600 millones en fondos de asistencia alimentaria.

La medida cameral también incluyó $5 millones para estudiar el impacto de la ayuda alimentaria de emergencia otorga a la Isla, una nueva dispensa en el pareo de fondos que tienen que hacer los gobiernos de Puerto Rico cuando FEMA financia medidas de emergencia y el recogido de escombros, y $25 millones para la restauración del Caño Martín Peña.

El proyecto de los republicanos del Senado no incluye la dispensa en el pareo de fondos de FEMA ni los $25 millones para el Caño Martín Peña.

La presidenta del Comité de Asignaciones de la Cámara baja, Nita Lowey (Nueva York), y el portavoz de la minoría en el Comité de Asignaciones del Senado, Patrick Leahy (Vermont), insistieron esta semana en que el proyecto republicano del Senado “no aborda adecuadamente las necesidades de los ciudadanos estadounidenses de Puerto Rico y otros territorios”.

El gobernador Ricardo Rosselló Nevares ha coincidido con los demócratas del Congreso en que “cualquier cosa menos” que lo aprobado en la Cámara de Representantes “sería inaceptable”.

Los $600 millones en asistencia alimentaria persiguen dar seguimiento, hasta septiembre, a otros $1,270 millones asignados en octubre de 2017 que permitieron durante un año, hasta febrero, aumentar la ayuda e incorporar más personas al Programa de Asistencia Nutricional (PAN). 

Debido a la no aprobación de estos fondos, desde principios de este mes, los 1.35 millones de beneficiarios del PAN  han vuelto a recibir la paga regular, lo que significa un cheque de menor cuantía.

Ayer, The Washington Post informó que el presidente Donald Trump se opone a que Puerto Rico reciba nuevas asignaciones dirigidas a mitigar el desastre causado por el huracán María que no sean los los $600 millones en asistencia alimentaria que están pendientes en el Congreso o fondos para mejorar la red eléctrica de la isla.

Hoy, la comisionada residente en Washington, Jenniffer González, dijo en Twitter que acudió ante el Comité de Asignaciones de la Cámara baja a defender la asignación de los $600 millones.

También tuvo una reunión con la Oficina de Asuntos Intergubernamentales de la Casa Blanca, junto al alcalde de Bayamón, Ramón Luis Rivera.


💬Ver 0 comentarios