Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

 (horizontal-x3)
Barriles de ron. (GFR Media)

Washington - El acuerdo presupuestario alcanzado en el Senado federal va a permitir, si es ratificado por el Congreso, extender hasta el 2022 el aumento en el reembolso por el arbitrio federal al ron importado desde Puerto Rico y las Islas Vírgenes estadounidenses.

También hace ese incremento, que ha estado vigente por varios años y había vencido en diciembre de 2016, retroactivo a todo el 2017.

En ese sentido, el reembolso alcanzará $13.25 por cada galón de ron importado, como ha sido la norma de los últimos años, confirmaron hoy la comisionada residente en Washington, Jenniffer González, y un portavoz del gobierno de Ricardo Rosselló.

Pero, además, excluye el ron importado de Puerto Rico y las Islas Vírgenes de los cambios que hiciera la reforma contributiva federal en el arbitrio federal al ron y las cervezas.

La ley de reforma contributiva federal redujo de $13.50 a $2.70 el arbitrio federal por los primeros 100,000 galones de bebidas alcohólicas importadas, incluido el ron.

Luego el tributo sube a $13.34 hasta superar los 22.13 millones de galones importados, cuando entonces retorna al arbitrio fijo de $13.50. Pero, la resolución presupuestaria que ahora se aprueba excluye a la isla de esos recientes cambios.

Puerto Rico recibe cerca de $400 millones anuales como reembolso por el arbitrio federal al ron, pero le entrega el 46% a empresas productoras del licor.

Tanto la comisionada González como el gobierno de Rosselló indicaron que buscaban hacer permanente el aumento en el arbitrio federal al ron. Un lenguaje similar había sido aprobado en el proyecto de reforma contributiva de la Cámara de Representantes, pero se excluyó de la versión final.

La representante de Puerto Rico en Washington dijo además que la legislación extiende a todo Puerto Rico los créditos tributarios del programa “zonas de oportunidad” que creó la reforma contributiva federal, que considera pueda ayudar a empresas en la Isla por inversiones en propiedad y el sector turístico.

También va a permitir a las empresas estadounidenses que hacen negocios como compañías domésticas de EE.UU. reclamar por el año tributario 2017 la reducción tributaria de 35% a cerca de 32% que le concedió una enmienda a la sección 199 del Código de Rentas Internas federal. A partir del pasado 1 de enero, sin embargo, la tasa corporativa doméstica en EE.UU. bajó de 35% a 21%.


💬Ver 0 comentarios