(horizontal-x3)
(AP)

Denver - Los alguaciles del condado de Otero, en el sur de Colorado, se hicieron cargo desde hoy de patrullar la localidad de Fowler, luego de que en los últimos días renunciasen todos los integrantes de la Policía de esa ciudad, aparentemente al obtener mejores posiciones en otras localidades.

Fowler, con 1,100 habitantes y 240 kilómetros (150 millas) al sur de Denver, fue fundada en 1901 y desde entonces contó ininterrumpidamente con sus propios policías hasta que 1966 se organizó el Departamento de Policía.

Sin embargo, desde aquella fecha hasta el presente la municipalidad tuvo problemas para retener a sus uniformados, que renunciaban con frecuencia para buscar oportunidades laborales con salarios más altos en ciudades cercanas.

De hecho, en las últimas cinco décadas, con la excepción de un solo jefe policial, Curtis "Curly" Hawkins, que ocupó el puesto de 1979 a 1987, la mayoría de los otros jefes estuvieron en sus puestos de unos pocos meses a unos pocos años.

Pero el jefe más reciente, Webster Hogue, que renunció por medio de un mensaje de texto al alcalde local, entrará en la historia de Fowler por ser quien menos tiempo estuvo en el cargo: solamente dos semanas.

Hogue era un oficial patrullero que fue nombrado jefe a principios de año, luego de que su antecesor, Jacob Freidenberger, renunciase en noviembre pasado.

En declaraciones al noticiero local KOAA News5, el abogado de la ciudad, Tony Perko, especuló que las renuncias masivas en Fowler se deben a los resultados de las elecciones de noviembre pasado, en las Jake Six fue electo como nuevo alguacil para el vecino condado de Bent.

Six asumió su cargo el martes de esta semana y Hogue y los otros cuatro oficiales que antes trabajaban en Fowler ahora están bajo nómina de Six.

El alcalde de Fowler, Nathan Shultz, dijo que la ciudad "simplemente no tiene fondos" para pagarles mejores salarios a sus policías.

Hogue tenía un salario de unos $41,000 anuales y los otros policías percibían $32,000 por año, sin beneficios adicionales y sin compensación por horas extras.

Como comparación, el ingreso promedio anual por familia en Colorado es de casi $70,000, según datos del Buró del Censo. El ingreso promedio de los oficiales de policía en este estado es similar, $68,000, con un rango de $44,000 a $92,000, según la ciudad y la experiencia.

Y aunque los alguaciles del condado de Otero ya patrullan Fowler, esta asignación podría ser de corta duración porque no existe un acuerdo formal entre ambas jurisdicciones para cubrir el costo de ese servicio.


💬Ver 0 comentarios