Los menores tuvieron acceso a las armas porque estaban a simple vista. (Pixabay) (semisquare-x3)
Los menores tuvieron acceso a las armas porque estaban a simple vista. (Pixabay)

Hartville - Una mujer de Missouri ha sido condenada a 10 años de prisión por el disparo accidental que recibió su hijo de cinco años después de que él y sus hermanos de siete y tres años se quedaron solos en la casa con dos armas cargadas, a plena vista.

Bobbie Jo Scott, de Hartville, fue sentenciada el jueves luego de declararse culpable de poner en peligro el bienestar de sus niños, en especial el de Timothy Deatherage.

Los fiscales dijeron que Scott y su novio, Cory Gass, le pidieron a un vecino que revisara a Timothy y sus hermanos en julio mientras iban a recoger un cheque de pago.

Los niños se quedaron solos con una escopeta cargada de calibre 12 y un rifle calibre .22.

El sheriff de Wright Co., Glenn Adler, añadió que el niño de siete años estaba manejando la escopeta cuando se disparó.

Gass se presentará en la corte el 25 de enero.


💬Ver 0 comentarios