Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

La autopsia reveló que el bebé nació vivo. (horizontal-x3)
La autopsia reveló que el bebé nació vivo. (Archivo / AP)

Nueva York - Una madre neoyorquina que fue de compras con una amiga con el cadáver de su hijo recién nacido en una bolsa fue condenada hoy a cumplir 16 años de prisión.

Tiona Rodríguez, ahora de 21 años, fue acusada en 2015 de asesinato, pero tras un acuerdo con la fiscalía del distrito de Manhattan se declaró culpable de homicidio involuntario el mes pasado.

Cuando salga de prisión deberá cumplir otros cinco años bajo supervisión, señaló el diario Daily News.

El cadáver fue descubierto por un guardia de seguridad de la tienda Victoria's Secrets en Nueva York en 2013 que cuestionaba a Rodríguez, entonces de 17 años, y a su amiga por un posible robo de mercancía, tras detectar en ellas un comportamiento anómalo.

A las jóvenes se les pidió enseñar el contenido de las bolsas y al revisarlas se halló el cuerpo del infante, tras lo cual se alertó a la policía y Rodríguez fue trasladada a un hospital.

La ahora convicta alegó entonces que tenía seis meses de embarazo y que había tenido un aborto involuntario y que no sabía qué hacer con el cuerpo del bebé.

Sin embargo, la autopsia reveló que el bebé nació vivo. Además, la joven confesó que asfixió a su bebé de ocho libras en un baño de su apartamento de Queens antes de cargar el cuerpo a la tienda de ropa interior lujosa, ubicada en el Herald Square un 16 de octubre de 2013.

Al momento del incidente, la joven tenía un hijo de dos años, agregó el rotativo. 


💬Ver 0 comentarios