Congreso de los Estados Unidos (semisquare-x3)
Congreso de los Estados Unidos (GFR Media)

Washington - Con el respaldo de la speaker Nancy Pelosi, el liderato de Washington D.C. anuncio hoy la presentación de un nuevo proyecto a favor de que se cree en su distrito el estado de Nueva Columbia, el cual tiene el respaldo inicial de 155 demócratas.

En momentos en que el liderato republicano del Comité de Recursos Naturales recomendó legislar localmente en la isla un referéndum estadidad sí o no, en consulta con el Departamento de Justicia federal, el liderato de la capital estadounidense renovará sus esfuerzos a favor de convertir casi todo Washington D.C. en el estado 51.

Junto a la alcaldesa de la ciudad, Muriel Bowser, la delegada de Washington D.C. ante la Cámara de Representantes, Eleanor Holmes Norton, dijo que este año debe haber una votación sobre la medida en el pleno cameral.

El presidente del Comité de Investigaciones y Asuntos Gubernamentales, Elijah Cummings (Maryland), ha prometido una audiencia pública y una sesión de votación sobre la medida.

De todos modos, la legislación se enfrentará a escollos en el Senado, controlado por los Republicanos. Ni un solo republicano respaldo una medida similar en la sesión pasada.

Los residentes de Washington D.C., abrumadoramente demócratas, tendrían dos senadores y un congresista de convertirse en estado. 

En la pasada sesión del Congreso, 181 demócratas o más del 90% de ese caucus, apoyaron la idea de crear en la zona de Washington D.C. el estado de Nueva Columbia.

En el Senado, la idea tuvo el respaldo de 30 demócratas.

En el anterior Congreso, la comisionada residente en Washington, Jenniffer González, promovió un proyecto de ley dirigido a incorporar a Puerto Rico como territorio y crear un grupo de trabajo del Congreso que estudie los cambios a leyes para convertir la isla en un estado.

El proyecto de González, que tuvo el número 6246, logró el apoyo de 58 miembros de la Cámara baja federal (32 demócratas y 26 republicanos). Nunca se radicó una medida similar en el Senado.

El cuatrienio anterior, el entonces comisionado Pedro Pierluisi propuso una legislación que hubiese permitido un referéndum estadidad sí o no, el cual buscaba vincular con un proceso de admisión de la Isla como estado. Aquella medida tuvo el respaldo de 110 congresistas (96 demócratas y 14 republicanos).

Antes de cerrar la pasada sesión, el entonces presidente del Comité de Recursos Naturales, el republicano Rob Bishop, consideró que debido a que el gobierno de Puerto Rico no esperó por el visto bueno del Departamento de Justicia de EE.UU. en torno al plebiscito de junio de 2017, debería convocarse en San Juan a un referéndum estadidad sí o no.

Bishop recomendó tratar otra vez de utilizar la ley federal de enero de 2014 que permitiría al Departamento de Justicia estadounidense certificar si la papeleta electoral de un referéndum de status cumple con las normas constitucionales, legales y de política pública del gobierno federal, a cambio de $2.5 millones para ayudar a financiar la consulta.

De todos modos, aunque ha reconocido que la consulta local será el próximo proceso de status, la comisionada González prevé que el senador electo republicano Rick Scott (Florida) presente un proyecto pro estadidad en esta sesión del Congreso.

En la más reciente consulta, el 86% de los electores de Washington D.C. apoyó la idea de que casi todo lo que es hoy la capital estadounidense se convierta en el estado 51 de EE.UU.. En esa consulta, celebrada en noviembre de 2016, participó el 55% de los electores de la capital federal, en comparación con el 62% que votó por los candidatos a la presidencia.

En Puerto Rico -en el plebiscito más reciente -, un 97% de los que fueron a las urnas el 11 de junio de 2017 apoyó la estadidad, pero en medio de un boicot de los partidos de oposición y la más baja participación en la historia de un referéndum de status (23%).

Para Bishop, la falta del visto bueno del Departamento de Justicia de EE.UU., ha permitido impugnar esos resultados.

Mientras, el presidente Donald Trump ha rechazado la idea de avanzar la propuesta de estadidad para Puerto Rico y su embajador ante la Organización de Estados Americanos (OEA), Carlos Trujillo, a nombre del Departamento de Estado, expresó que los residentes de la Isla no tienen consenso sobre su futuro político y tachó los resultados de las consultas de 2012 y 2017, las que el gobierno del Partido Nuevo Progresista (PNP) considera que reflejaron victorias para su propuesta de estadidad.


💬Ver 0 comentarios