William "Brock" Long explicó que la restauración del sistema de energía eléctrica ha sido complicado debido a la topografía de Puerto Rico y las condiciones del tiempo

Transcurridos 78 días del azote del huracán María, Puerto Rico permanece sin servicios continuos y plenos de agua y luz, miles de casas sin techo están sin toldos, los escombros son evidentes en cada calle y los puentes que colapsaron aún no se reconstruyen.

Y tanto voces de la isla como del Congreso y otros sectores de la opinión pública estadounidense han insistido en catalogar la asistencia del gobierno federal ante la emergencia como lenta e inadecuada.

Para el administrador de la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias en Estados Unidos (FEMA, en inglés), William “Brock” Long, este panorama no constituye una violación a los derechos humanos de los puertorriqueños.

Sin embargo, el funcionario federal reconoce que dos principales problemas que persisten en la isla es la crisis de vivienda y la restauración de la red energética tras la devastación que dejó el huracán María.

En entrevista exclusiva con El Nuevo Día tras reunirse con el gobernador Ricardo Rosselló, Long defendió vehementemente la labor y la ayuda provista por FEMA.

Más bien, Long enfatizó que la recuperación a la que se encamina Puerto Rico no es un trabajo exclusivo de FEMA sino de “todos los puertorriqueños”. “Si se espera que FEMA sea el único que responde y que lidere solo la recuperación, jamás se va a mover tan rápido como se quiere”, advirtió en su más reciente visita a la isla, la cuarta desde que el huracán Irma pasó cercano a Puerto Rico.

Serán “miles de millones de dólares,” según Long, los que invertirá FEMA en la reconstrucción de la isla y, entre ellos, podría haber un desembolso para la empresa Whitefish Energy. Pero, a juicio del hombre a cargo de FEMA desde abril, lo idóneo es que, de esa inversión multimillonaria, germine un “Puerto Rico más resiliente”.

¿Cuál es el propósito de su visita a Puerto Rico? Es la cuarta.

-Es importante ir al terreno de trabajo, ver dónde estamos versus dónde necesitamos estar, además de reunirme con el gobernador y asegurarme de que estamos apoyando su meta de recuperación. Él está muy preocupado sobre cómo debe ser la recuperación a largo plazo. Tiene una visión de esa recuperación.

¿Comparte su visión?

-La visión aún no ha sido diseñada, pero él está siendo proactivo.

¿Cuáles son las principales preocupaciones de FEMA?

–La electricidad y las viviendas. Son dos de las principales, así como varias otras relacionadas con la infraestructura. Pero también tenemos que pensar, mientras transicionamos de la fase de respuesta a la de recuperación, a largo plazo. Empezar a hacer trabajo permanente sobre cómo usamos la oportunidad para mejorar la infraestructura.

¿Qué ha logrado FEMA hasta el momento?

–Una cantidad tremenda de cosas. El servicio de agua potable ha vuelto para la mayoría de la ciudadanía. No me gusta hablar de porcentajes porque fluctúan cada día a medida que se haceel trabajo. Pero el punto es que el sistema ha vuelto para la mayoría, no en todas las áreas, pero en la mayoría de ellas. La electricidad está llegando lentamente. Puerto Rico es un país precioso porque tiene playas y montañas, pero esas montañas son un reto increíble. Es un reto que está fuera de las capacidades de FEMA.

La consideración a largo plazo para Puerto Rico es cómo generan energía en más espacios y no solo en el sur y cómo lo hacemos para servir a más comunidades. El Cuerpo de Ingenieros del Ejército de los Estados Unidos (Usace) tiene ante sí el reto más complejo en la isla.

¿Cuándo FEMA estima que el 100% de Puerto Rico tendrá electricidad?

-Soy muy cauteloso sobre cuándo el 100% tendrá luz porque, como has visto y experimentado, las lluvias ocurren casi diariamente y nos pueden atrasar. No es un proceso rápido debido a las complejidades asociadas, pero se puede garantizar por el Usace, que lo harán bien. Eso no alivia el sufrimiento por la falta de electricidad y somos muy compasivos con eso. Tratamos de ayudar al Usace y el rol de FEMA es proveerle los fondos. FEMA no es un experto en energía. Eso recae sobre el Usace y la Autoridad de Energía Eléctrica.

¿Reembolsarán por el contrato de Whitefish?

-No voy a hablar directamente sobre Whitefish, pero lo que hacemos es determinar elegibilidad. Si ellos hicieron trabajo elegible, entonces es elegible para reembolsar. Pero no puedo comentar sobre eso. No creo que hayamos recibido facturas de Whitefish. Cuando supimos del contrato, levantamos la bandera roja y dijimos ‘hey, tenemos problemas significativos’.

¿Y qué hay del contrato otorgado a Bronze Star para entregar toldos y que no cumplió?

-No había nada malo con el contrato de Bronze Star. Sencillamente, fallaron en hacer su trabajo. No lo hicieron y nosotros cancelamos.

¿Por qué FEMA y Casa Blanca le requirieron al gobernador crear un ente externo como la Oficina Central de Recuperación y Reconstrucción?

-Esa pregunta es para la Oficina de Presupuesto (y Gerencia) de la Casa Blanca.

¿Cómo explicar que aún haya gente en refugios, casas sin toldo, recibiendo agua y alimentos, escombros que no han sido recogidos, puentes rotos, más de la mitad de la población sin luz y municipios sin servicio de agua potable?

-Todo esto toma tiempo y es desafortunado. Nunca nos podemos mover lo suficientemente rápido. Estamos arreglando infraestructura que tomó décadas en construir y tratando de hacerlo a la velocidad de un rayo. Eso no alivia el dolor y el sufrimiento, pero hay que ver que mucha de esta estructura no se construyó en solo unos meses y recibió mucho daño. Cuando ves el todo y el volumen, creo que ha habido progreso, pero reconocemos que aún tenemos un gran trecho que recorrer. Esto, la recuperación, no es solo la responsabilidad de FEMA. Esto es Puerto Rico, es de todos la responsabilidad. Tuvieron mucho daño, pero también un montón de infraestructura que no funcionaba propiamente. Tenían problemas con la infraestructura antes de Irma y de María, y creo que todo el mundo reconoce eso. (Pero) creo que es tiempo de cambiar la conversación: cuál es la recuperación que queremos y el gobernador proactivamente ha comenzado a tener esa conversación.

¿No constituye esto una violación a los derechos humanos?

-Estoy en total desacuerdo. Creo que estamos haciendo todo lo que podemos. Si te pones en mis zapatos… ¿Sabes con cuántos desastres estamos trabajando a nivel nacional? Trenta y uno. Estamos empujando lo más que podamos.

¿No está de acuerdo con las criticas de que la ayuda de FEMA fue inadecuada y lenta?

-En lo absoluto. No estoy de acuerdo con eso.

Dijo en el Congreso que, en la isla, FEMA actuó como la primera respuesta. ¿Por qué pasó esto, el gobierno o Manejo de Emergencias local no estaba preparado?

-No voy a poner dedos sobre la Aemead o el gobierno. Esta fue una situación única porque son una isla y había una capacidad reducida.


💬Ver 0 comentarios