(horizontal-x3)

La Oficina de Aduana y Protección Fronteriza (CBP, por sus siglas en inglés) informó hoy que su operación en los aeropuertos y muelles continúa sin alteración pese al cierre parcial del gobierno de Estados Unidos.

La agente de enlace de CBP con la comunidad, Luz Delgado, aseguró que los oficiales no se han ausentado, pese a que son parte de los empleados federales que están trabajando sin cobrar.

“Nuestra funciones, con las llegadas internacionales en vuelos, cruceros y carga comercial, sigue como siempre”, sostuvo Delgado. “El personal está asistiendo (a sus trabajos)”.

Asimismo, recordó que las operaciones comerciales en los muelles, por donde llega la mayoría de los alimentos que se consumen en el país, funciona en gran medida con personal de compañías privadas de Puerto Rico.

De esta manera, despejó cualquier rumor de que vaya a haber algún tipo de interrupción de esa agencia federal que afecte el flujo de mercancía ni de pasajeros.

Señaló que lo único que ha cerrado por el momento es la oficina donde se solicita ingresar al programa de pasajeros frecuentes, conocido como “Global Entry”, debido a que requiere la entrevista de ciudadanos por parte de personal administrativo “no esencial” que está fuera de labores.

En Puerto Rico, se han afectado unos 4,500 empleados federales por el cierre parcial del gobierno federal.


💬Ver 0 comentarios