(horizontal-x3)
(Gerald López Cepero)

La subcomisionada del Negociado de Ciencias Forenses (NCF), Mónica Menéndez, respondió a la carta que le envió la alcaldesa de San Juan, Carmen Yulín Cruz Soto, en la que le advertía que no aceptaría más cadáveres no reclamados y en estado de descomposición en el cementerio municipal por razones sanitarias y le apuntó que éstos no se entierran en ningún cementerio.

La primera ejecutiva municipal amparó su advertencia en que, al enterrar un cadáver en avanzado estado de descomposición, se pone en riesgo la salud de empleados y visitantes del cementerio de San Juan, dijo en un comunicado Menéndez.

En su respuesta a la alcaldesa, le explica que "desde hace varios años no se entierra un solo cadáver no reclamado y en estado de descomposición en el cementerio municipal de San Juan, ni en ningún otro cementerio. De hecho, esta administración nunca ha enterrado un cadáver bajo esas características, conocidos como John Doe y Jane Doe."

"Por tanto, resulta pertinente corregir a la señora alcaldesa, pues el negociado de Ciencias Forenses hace muchísimo tiempo que tomó la determinación de cremar todo cadáver con las características que Cruz reclama que no permitirá en el cementerio municipal. En otras palabras, está partiendo de una premisa totalmente incorrecta. No se puede detener una práctica que no existe," añadió la subcomisionada.

Finalmente, Menéndez sostuvo que, "al igual que expone la alcaldesa en su comunicación escrita, las puertas del Negociado de Ciencias Forenses también están abiertas para dialogar y aclararle cualquier otra duda que pueda a bien tener".

La carta enviada por la ejecutiva municipal ocurrió el mismo día que las comisiones de Salud y Seguridad Pública de la Cámara de Representantes hicieron una vista ocular sorpresa. Estos organismos legislativos acudirán a tribunales a pedir la información que aseguran les fue negada durante su visita a la agencia.

De igual forma, la Administración de Seguridad y Salud Ocupacional (OSHA) realizó el jueves una inspección sorpresa en las instalaciones.

Esta semana reportes de prensa informaron que malos olores emanaban de los vagones que usa Ciencias Forenses para guardar los cadáveres de aquellos que murieron luego del paso del huracán María.


💬Ver 0 comentarios