Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

 (semisquare-x3)
Aunque existe legislación para el bienestar y protección de los animales, su cumplimiento es poco, así como la cantidad de funcionarios adiestrados para fiscalizar y ejecutarla. (Vanessa Serra Díaz)

La inacción gubernamental, la irresponsabilidad ciudadana y la falta de suficientes garras de ley para poder proceder eficazmente contra el maltrato  animal han sido obstáculos que han abonado a la legión de canes abandonados en las calles de Puerto Rico.


💬Ver 0 comentarios