Julia Keleher, secretaria del Departamento de Educación. (GFR Media) (semisquare-x3)
Julia Keleher, secretaria del Departamento de Educación. (GFR Media)

El Departamento de Educación anunció hoy que inició la instalación de sistemas de cámaras de seguridad en escuelas públicas en un intento por reducir la cantidad de incidentes que se reportan en los planteles fuera del horario lectivo.

La secretaria de Educación, Julia Keleher, informó que se ha reportado una reducción de 21% en los incidentes violentos que se reportan dentro de las escuelas públicas en horario lectivo luego que este año escolar se asignara, como mínimo, un guardia de seguridad por cada plantel.

No obstante, desde el año pasado han aumentado los actos de vandalismo y escalamientos en los planteles, en parte debido a que los daños que sufrieron las estructuras tras el paso del huracán María -como pobre alumbrado o verjas rotas- facilitan el acceso.

“Nuestro plan de seguridad está siendo reforzado y contamos con la estrecha colaboración de la Policía de Puerto Rico y las policías  municipales. Queremos escuelas seguras en el periodo que están los estudiantes y posterior queremos garantizar que la propiedad y los equipos no sean vandalizados y/o hurtados”, expresó el comisionado de Seguridad de Educación, César González.

La semana pasada, un grupo de jóvenes encapuchados disparó contra la Escuela Vocacional de Caguas utilizando pistolas de “paintball”.

La instalación del sistema de monitoreo electrónico se realiza a un costo de $24 millones, lo que se cubre con una asignación de fondos federales. La agencia también evaluó la posibilidad de asignar guardias de seguridad en horario nocturno, pero esto tenía un costo de $43 millones.

Keleher señaló que la seguridad en los planteles es una prioridad de la agencia, tanto para asegurar el bienestar de los estudiantes y el personal, sino también para garantizar que las inversiones que realiza Educación en materiales educativos nuevos y equipo tecnológico esté protegida y se utilice en el aprendizaje de los menores.

En total, la agencia ha contratado unos 1,600 guardias de seguridad para los 856 planteles que están abiertos este año escolar. Al asignarlos, se tomó en cuenta la cantidad de incidentes reportados en cada plantel, la matrícula estudiantil y cualquier característica del plantel que ameritara una evaluación distinta.

“Tan importante es la calidad del aprendizaje como la seguridad de nuestros estudiantes  y maestros. Estamos enfocados trabajando estrategias que van a reforzar esa seguridad en cada una de nuestras escuelas. Vamos a dar el máximo para esto, pero también hacemos un llamado a los padres  a que dialoguen con sus hijos sobre la importancia de los valores, la tolerancia y que los eduquen para que repudien los actos de violencia dentro y fuera de las escuelas”, sostuvo Keleher.

Las primeras escuelas en contar con los equipos de monitoreo electrónico son la Lino Padrón Rivera, de Vega Baja, Inés María Mendoza, de San Juan, y República de Costa Rica, Manuel A. Toro Morice y Eloísa Pascual todas de Caguas, entre otras.


💬Ver 0 comentarios