(semisquare-x3)
Los vagones llevaban en su interior artículos para víctimas del huracán María. (GFR Media)

A dos semanas de que explotara el aparente mal manejo de vagones, con presuntos suministros para damnificados por el huracán María, el Departamento de Justicia comenzó ayer a investigar el asunto.

Asimismo, el secretario de la Gobernación, Raúl Maldonado, ordenó una auditoría, a las firmas de contadores públicos autorizados BDO y Robles & Associates, de los vagones que han aparecido abandonados en varios puntos de la isla.

Maldonado, quien entiende son entre seis y ocho los vagones que han aparecido abandonados, detalló que la auditoría es sobre “proceso y buenas prácticas”. Aseguró que estas firmas tienen contratos con el gobierno, por lo que no representan un gasto adicional. Agregó que la pesquisa debe concluir la semana que viene.

En la mañana de ayer, el comisionado de la Policía Municipal de Toa Alta, Wilberto Matías, fue citado a la fiscalía de Bayamón para que compartiera todo lo que sabe en torno a un vagón que fue robado el 16 de febrero de una finca del barrio Ortiz en ese pueblo. Esa finca es propiedad de Carlos San José Reyes, conocido como José Candela.

San José Reyes, quien no quiso cooperar con la investigación la noche del escalamiento a su finca, según Matías, es ayudante especial del director ejecutivo de la Autoridad de Transporte Marítimo, Luis Abreu Noble.

A pesar de que la secretaria de Justicia, Wanda Vázquez, dijo, el jueves, en La Fortaleza, que no investigaría si alguien no se acercaba a la Policía, en menos de 24 horas cambió de parecer, y citó a Matías. “El que tenga información que conduzca a la comisión de un delito, que vaya a la Policía y lo diga”, había dicho la secretaria el jueves.

Vázquez, quien pareció exonerar, en su cuenta de Twitter, a la Guardia Nacional de Puerto Rico de cualquier irregularidad relacionada con los vagones, no hizo expresiones públicas ayer. Pero su portavoz, Mariana Cobián, indicó que la agencia se concentra en el robo del furgón en Toa Alta.

En ese furgón, se recuperaron catres, abanicos y baterías.

Citación a fiscalía

Matías se reunió por cerca de 15 minutos con el fiscal Héctor Rivera Sánchez.

“Ellos querían tener claro lo que estaba sucediendo y le explicamos”, dijo Matías a El Nuevo Día. “Están haciendo una investigación”, añadió, sin precisar si la fiscalía ha citado a otros testigos.

“Están investigando todos los ángulos”, respondió cuando se le preguntó si la pesquisa tocaba el tema del hallazgo del furgón en la finca de San José Reyes.

De otra parte, en declaraciones escritas, el comisionado de la Policía, Henry Escalera, dijo sentirse sorprendido con la alegación de Matías de que personal de la Uniformada intentó “intervenir” para que no se investigara el hallazgo del vagón.

“Le solicito al comisionado que nos remita la información que tenga disponible, y que sustenta sus declaraciones, para contar con todos los elementos y encaminar una investigación administrativa. Nos sorprende que a una semana de los hechos surjan tales afirmaciones. No obstante, tomamos con seriedad y responsabilidad lo vertido públicamente y tomaremos las acciones correspondientes de forma inmediata”, dijo Escalera.

El funcionario hizo referencia a una denuncia pública de Matías, en el sentido de que un sargento de la Policía Estatal en Toa Alta le dijo, el pasado 16 de agosto, que por “instrucciones de arriba” la jurisdicción del robo del vagón pasaría a manos de la Uniformada, entiéndase el cuartel de Toa Alta y la División de Vehículos Hurtados de Bayamón.

Matías dijo a El Nuevo Día que se rehusó a la petición y el cuerpo policíaco que dirige sigue en el caso.

“En este caso no hace sentido”, dijo Matías, al cuestionar por qué sus agentes municipales no pudieron continuar con el caso. “¿Luego de estar dos horas investigando en la escena nos dices que no voy a estar en el caso?”, manifestó.

De otra parte, el presidente de la Comisión de Seguridad Pública del Senado, Henry Neumann, anticipó que investigará el asunto a través de una resolución presentada a esos fines por el senador popular Cirilo Tirado.

“Esa investigación va a llegar a la comisión. No tengo la menor duda”, dijo Neumann a El Nuevo Día.

“Hay que investigar para adjudicar responsabilidades hasta las últimas consecuencias. Y no es solo el robo de vagones, es que toda la mercancía que no llegó a las personas necesitadas”, agregó Neumann.

La delegación popular en la Cámara radicó, el jueves, una resolución investigativa similar, pero ayer el presidente del cuerpo legislativo, Carlos Méndez, no había precisado si le daría curso.


💬Ver 0 comentarios