Wanda Vázquez, secretaria de Justicia. (GFR Media) (semisquare-x3)
Wanda Vázquez, secretaria de Justicia. (GFR Media)

La directora ejecutiva de la Oficina de Ética Gubernamental(OEG), Zulma Rosario, confirmó hoy que recibió un referido de La Fortaleza sobre posibles violaciones éticas de la secretaria de Justicia, Wanda Vázquez Garced.

“Confirmo que la OEG realiza una investigación sobre el referido que remitió La Fortaleza a la OEG”, dijo en declaraciones escritas.

Rosario Vega dijo que estas serán las únicas declaraciones que ofrecerá debido a que la investigación sigue activa y continúan recibiendo información.

El gobernador Ricardo Rosselló Nevares les informó a los fiscales especiales independientes que estaba al tanto de las denuncias y había referido el asunto a la OEG, según fuentes le comunicaron a una emisora radial (Radio Isla - 1320 AM).  

De hecho, Rosselló Nevares se expresó hoy sobre esta controversia en una conferencia de prensa, en la que dijo que Vázquez Garced cuenta con su confianza, pese a las imputaciones de que intervino en una pesquisa contra los acusados de un escalamiento que sufrió la hija de la funcionaria.

El primer ejecutivo indicó que habló con Vázquez sobre el asunto y que ella le reiteró que no hay base para los señalamientos éticos en su contra. "Su perspectiva es que no hay razón para ese señalamiento... lo importante es que se va a estar evaluando y yo quiero que se lleve a cabo el proceso para que se pueda dilucidar el asunto", comunicó Rosselló Nevares a la prensa. 

Las denuncias contra Vázquez Garced son que intervino en el caso contra Tyron Torres Betancourt, uno de los acusados de apropiarse ilegalmente de propiedad del Departamento de Justicia y el Departamento de Seguridad Pública que había en la residencia donde vivía la hija de la funcionaria junto a su ahora yerno.

La titular de Justicia relató en entrevista radial (WKAQ - 580 AM) que la querella en su contra provino de la madre de Torres Betancourt, Nayda Betancourt, quien acudió adonde la exsecretaria asociada de la gobernación, Itza García. La madre se querelló porque Justicia aceptó enviar a uno de los acusados a un programa de desvío, que incluye un permiso de estudio universitario y trabajo, mientras que pidieron 15 años de cárcel para Torres Betancourt.

Sin embargo, Vázquez Garced alegó que Torres Betancourt tenía  dos incidentes previos y un agravante por tener un arma, por lo que nocualificaba para el programa de desvío. “Este señor se exponía a 30 años de cárcel. ¿Yo, Wanda Vázquez Garced, intervine con el juez para darle menos años a un individuo que se metió a casa de mi hija? ¿En qué cabeza cabe?”,  expuso.

Asimismo, dijo ser víctima de “una investigación amañada, para hacerme daño”.

“Quedaron desenmascarados que lo que tienen es una patraña contra mi persona, para que cuando saque las investigaciones que tengo en curso, la credibilidad del Departamento de Justicia quede minada, pero no lo van a lograr”, agregó.

Por su parte, Cotto Vives reiteró mediante declaraciones escritas que “culminada la investigación de los fiscales en el caso colateral a la investigación del Chat, el pueblo podrá aquilatar el resultado y la prueba que lo sostenga”.

Agregó, en respuesta a la secretaria de Justicia, que el contrato que mantuvo en la Procuraduría de la Mujer se rescindió por decisión de Cotto Vives y así lo hizo constar por escrito. “Ello, sin que mediara petición alguna de la Procuradora”, expresó.

Vázquez Garced había insinuado, en entrevista con el animador Rubén Sánchez, que la actitud del PFEI se debe a que ella le canceló el contrato que tenía Cotto Vives en la Procuraduría de la Mujer por entender que podía constituir un conflicto de intereses.


💬Ver 0 comentarios