Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

Alejandro García Padilla se ha rodeado de un círculo íntimo de familiares y amigos que lo asesoran en su aspiración de convertirse en candidato a la gobernación por el Partido Popular Democrático (PPD).

El grupo lo encabezan sus hermanos, el ex presidente de la Universidad de Puerto Rico (UPR), Antonio García Padilla, quien lo asesora en el manejo de “issues” y en la estrategia electoral; y el alcalde de Coamo, Juan Carlos “Tato” García Padilla, quien es su promotor político, según fuentes.

La experta en comunicaciones y relaciones públicas, Marisara Pont Marchese, también lo asesora en asuntos de proyección pública supo El Nuevo Día. Pont Marchese formó parte del equipo del ex gobernador Aníbal Acevedo Vilá y es amiga de los García Padilla.

García Padilla también consulta con frecuencia al licenciado Fernando Agrait, quien es una especie de “consejero”, precisó una fuente. Agrait presidió la UPR cuando Antonio García Padilla era decano de la Escuela de Derecho y luego Alejandro García Padilla trabajó en su bufete de abogados.

El equipo de colaboradores del aspirante popular lo completan su esposa y mano derecha, Wilma Pastrana, y su asesor de prensa Jesús Manuel Ortiz, quien trabaja con García Padilla, desde que éste fue secretario del Departamento de Asuntos al Consumidor (DACO), dijeron las fuentes.

Fuera de este grupo, García Padilla también consulta ocasionalmente al ex presidente de la Cámara de Representantes y asesor legislativo, José Ronaldo Jarabo. “Somos amigos y yo le doy consejos cuando él los necesita. Veo su candidatura muy bien aspectada, como dirían las personas que vaticinan cosas”, dijo el ex legislador.

“No hay duda de que aunque tiene un grupo de confianza, especialmente sus hermanos que tienen experiencia gubernamental y política, Alejandro utiliza su criterio y consulta más allá de su círculo inmediato para tener un poco más de perspectiva”, opinó el representante popular Jorge Colberg Toro.

El legislador añadió que no ve “un monopolio” en la toma de decisiones de dos o tres personas.

Jarabo, al igual que un grupo de legisladores y alcaldes populares entrevistados ayer por este diario, apuesta a que García Padilla es la carta de triunfo del PPD en las elecciones.

“Es una persona muy inteligente. Tiene un don especial con las personas, muy simpático, tiene carisma. Es la persona de mayor popularidad en el Partido Popular. Tiene la capacidad de asumir esa candidatura con éxito”, manifestó Jarabo.

El veterano político insistió en que García Padilla es un candidato que puede atraer el llamado voto flotante, que es el que históricamente decide elecciones en Puerto Rico y, al mismo tiempo, amarrar a toda la militancia popular, que es lo que se conoce “la base” del partido.

“Habrá cosas que pulir, pero todos los candidatos van mejorando sobre la marcha, siempre ha sido así... Y García Padilla no es la excepción”, opinó Jarabo.

En Humacao, el alcalde Marcelo Trujillo realizó dos encuestas entre los líderes de barrio del PPD y en ambas ocasiones García Padilla salió favorecida. Trujillo presentó esos resultados en la reunión que García Padilla sostuvo el miércoles en la tarde con un grupo de alcaldes populares en Aguas Buenas.

Sólo hay que caminar con García Padilla por una plaza pública o un centro comercial para darse cuenta de la aceptación que tiene entre la gente, dijo el senador José Luis Dalmau. “Además de que ha logrado popularidad, Alejandro simpatiza por su forma de ser y le brinda esperanza al país y al liderato”, expresó Dalmau.

El alcalde de Isabela y vicepresidente del PPD, Charlie Delgado, coincidió en que García Padilla tiene gran aceptación en la base del partido, pero le hizo una recomendación. “Debe seguir manteniendo un vínculo de comunicación, no sólo con los alcaldes, sino con los presidentes de comités municipales” que no son alcaldes, dijo Delgado en alusión a los líderes populares en los pueblos que perdió el PPD.

Colberg Toro indicó que García Padilla comenzó desde abajo siendo asesor legislativo, jefe de agencia y finalmente senador. A pesar de que en las pasadas elecciones, el Partido Nuevo Progresista arrasó, García Padilla fue el senador que más votos sacó, dijo.

Atribuyó esa popularidad a su accesibilidad y a su rol fiscalizador cuando fue secretario del DACO a principios del pasado cuatrienio. “Ciertamente, tiene que demostrar el contenido de sus ideas, pero él está consciente de eso y hay que darle el espacio”, agregó Colberg Toro.

Mientras, el senador Cirilo Tirado dijo que aún no ha decidido a cuál aspirante a la gobernación apoyará. Dijo que luego del fallecimiento del alcalde de Caguas, William Miranda Marín, las opciones que quedan son García Padilla y el presidente del PPD, Héctor Ferrer.

Si éstos quieren ser los candidatos, dijo, tienen que crear puntos de convergencia, presentar propuestas concretas y escuchar al pueblo, en lugar de expertos de Harvard o Yale.


💬Ver 0 comentarios