El acuerdo preliminar contempla que los bonistas aceptarán un recorte de unos 35 centavos al principal adeudado por esa corporación pública. (horizontal-x3)
El acuerdo preliminar contempla que los bonistas aceptarán un recorte de unos 35 centavos al principal adeudado por esa corporación pública. (Gerald López Cepero)

La Junta de Supervisión Fiscal (JSF) llegó a un acuerdo preliminar con el grupo de bonistas organizados de la Autoridad de Energía Eléctrica (Ad Hoc-AEE) que contempla un recorte inicial para los bonistas de 32% y que también requerirá que los abonados paguen un cargo adicional en la tarifa de electricidad de hasta 4.70 centavos por cada kilovatio hora (c/kvh) las próximas cuatro décadas.

El acuerdo preliminar contempla que los bonistas aceptarán inicialmente un recorte de unos 32 centavos de dólar al principal adeudado por esa corporación pública. Posteriormente, los bonistas de la AEE tendrían la oportunidad de recuperar 10 centavos adicionales en su inversión si la corporación pública se pone sobre sus pies. Si fuera el caso, en el agregado, el recorte que verían los bonistas de la AEE rondaría unos 22.5 centavos de dólar.

La deuda reestructurada de la AEE se pagaría en vencimientos de entre 40 y 45 años, y requerirá además, tasas de interés de 5.25%, 7% y hasta 8.75%. La tasa de 8.75% aplicará a los bonos de la AEE intercambiados que sean tributables.

El cargo de reestructuración que se aplicará de manera escalonada y las tasas de interés que pagarán los abonados de la AEE están detallados en el acuerdo preliminar que el Ad Hoc-AEE, la JSF y la AEE suscribieron ayer y que, de llevarse a término, podría suponer la primera reestructuración voluntaria bajo el Título III de Promesa.

Ayer, el presidente de la JSF, José B. Carrión, y el gobernador Ricardo Rosselló Nevares elogiaron el acuerdo. El pacto preliminar fue divulgado por la Autoridad deAsesoría Financiera y Agencia Fiscal (Aafaf) anoche ante la Junta Reglamentadora de Valores Municipales (MSRB).

Según el acuerdo preliminar, en los primeros cinco años, el cargo de transición sería de 2.636 c/kvh; entre los años seis al décimo, el cargo será 2.729 c/kvh, y 2.868 c/kvh en el año número 11. A partir del duodécimo año, habrá un aumento de 2.5% anual en el cargo de transición hasta el tope de 4.70 c/kvh.

“Estamos esperanzados en que los términos y concesiones financieras acordadas con este grupo de bonistas de la AEE puede llevarnos a una transacción consensual razonable que ajusta el nivel máximo de recuperación de deuda al éxito de la utilidad”, indicó Carrión.

“Este acuerdo, al igual que el logrado para el Banco Gubernamental de Fomento, demuestran que estamos tomando los pasos correctos para reestructurar la deuda pública y encaminar a Puerto Rico por la ruta del crecimiento económico”, indicó, por su parte, Rosselló Nevares.

“Nuestro grupo siempre dio la bienvenida a alcanzar una solución de reestructuración razonable y consensual para la AEE, y trabajando junto a la JSF y el gobierno de Puerto Rico, hemos tomado un paso importante hacia alcanzar ese objetivo de manera colectiva”, indicó el Ad Hoc-AEE en declaraciones escritas enviadas a El Nuevo Día.

Anteriormente, este diario había reseñado que ninguna iniciativa para transformar las operaciones de la AEE podría llevarse a cabo sin antes llegar a un entendido con los bonistas de la corporación pública.

Según el grupo, bajo los términos del acuerdo, la recuperación de los bonistas dependerá del éxito sostenible de la AEE.

Entre las firmas que integran el Ad Hoc-AEE, figuran los fondos de inversiones, Knighthead, BlueMountain Capital, Silver Point Capital, Angelo, Gordon & Co. Marathon Asset Management y los inversionistas institucionales Franklin Advisers y Oppenheimer Funds.



💬Ver 0 comentarios