El Cesco de Caguas se supone que inspeccione las 44 estaciones de inspección de vehículos y 109 mecánicos de inspección (semisquare-x3)
El Cesco de Caguas se supone que verifique las 44 estaciones de inspección de vehículos y 109 mecánicos de inspección. (GFR Media)

La Oficina del Contralor informó hoy, jueves, que el informe de la entidad reveló irregularidades en la operación del Centro de Servicios al Conductor (Cesco) de Caguas.

Según la auditoría, en esta dependencia del Departamento de Transportación y Obras Públicas (DTOP) no se realizaron inspecciones requeridas de las estaciones de inspección de vehículos antes de otorgar la licencia para que estos pudieran operar.

El informe también reveló que en los expedientes del Cesco faltaban documentos requeridos para la renovación de las certificaciones de los mecánicos a cargo de inspeccionar los carros.

Se informó que la región de Caguas tiene 44 estaciones de inspección de vehículos y 109 mecánicos de inspección.

Esta auditoría, que contiene tres hallazgos, también señaló que para la renovación de las licencias no se inspeccionaron las instalaciones de los negocios de gestaría de licencias ni de las escuelas privadas que se dedican a la enseñanza de conducir vehículos de motor.

“Algunas de estas situaciones contrarias a reglamentación ya se habían comentado en el Informe de Auditoría DB-06-30 del 25 de mayo de 2006”, señaló la agencia en un comunicado.

Entretanto, los auditores de la Oficina del Contralor señalaron que de 2014 al 2017 el Cesco de Caguas no hizo inventarios semestrales de la propiedad y que las propiedades examinadas por los funcionarios no tenían el recibo de propiedad en uso.

Según la entidad, estas situaciones aumentan el riesgo de pérdida y el uso indebido de la propiedad pública.

El informe también evidencia que no se realizaban inventarios físicos periódicos de los valores que se mantenían en el almacén y el informe de valores no informaba sobre los marbetes y tablillas sin decomisar.

Hasta el 30 de junio de 2017, el almacén del Cesco de Caguas contaba con 9,220 marbetes, 5,500 certificados de títulos, 4,000 certificados de inspección y 402 tablillas.

“La falta de inspecciones periódicas puede propiciar la comisión de errores e irregularidades en las operaciones del almacén”, reza el informe.

Mientras, la auditoría también identificó que el secretario del DTOP hasta el 2 de julio de 2018 no había promulgado un reglamento o procedimiento escrito para regir el proceso de cobro de multas por las tardanzas en la radicación de registros y traspasos de vehículos de motor.

“Nuestros auditores hallaron tardanzas de hasta casi dos años envarias operaciones de registros y traspasos de vehículos de motor, hecho que privó al gobierno de recaudar $6,000 correspondiente al cobro de esas multas”, señala el comunicado del Contralor.


💬Ver 0 comentarios