En la foto, Elí Díaz Atienza, presidente de la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados. (semisquare-x3)
En la foto, Elí Díaz Atienza, presidente de la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados. (Xavier J. Araújo Berríos)

El presidente de la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados (AAA), Elí Díaz Atienza, y el director ejecutivo de la Autoridad de Asesoría Financiera y Agencia Fiscal (AAFAF), Christian Sobrino, informaron hoy que luego de varias comunicaciones con la Junta de Supervisión Fiscal (JSF), la corporación pública logró mantener el bono de Navidad de este año y llegar a un acuerdo para aumentar la aportación al plan médico de sus empleados. 

El gobernador identificó los fondos necesarios para el pago del bono de Navidad de los empleados del gobierno central y ha solicitado a las corporaciones públicas que hagan los ajustes necesarios para cumplir esta importante política pública.  Ante esto, hicimos ajustes para mantener el bono de Navidad y haremos los ajustes fiscales necesarios para preservar la calidad de los servicios que ofrecemos a la ciudadanía en general, así como los beneficios marginales que disfrutan nuestros empleados. Nos dimos a la tarea de identificar ajustes para el beneficio de todos, y hoy podemos anunciar que podremos cumplir con ambos objetivos”, explicó el presidente ejecutivo de la AAA.  

El gobernador, Ricardo Rosselló Nevares, había informado que se hicieron los ahorros necesarios a nivel del gobierno central para destinar cerca de $73 millones para pagar el bono de Navidad de los empleados públicos con cargo al fondo general. 

Por otra parte, Díaz Atienza detalló que luego de varias comunicaciones con la Junta, se consiguió identificar ahorros para garantizar a los empleados regulares una aportación al plan médico de $300 por empleado cada mes, a diferencia de los $125 inicialmente aprobados por la JSF en el plan fiscal certificado el 1 de agosto de 2018.

Bajo el plan médico actual propuesto por la AAA, ningún empleado tendrá que aportar más de $125 al mes por el plan médico familiar. Esto podría representar $2,100 dólares adicionales anuales en el bolsillo del empleado, según aseguró Díaz Atienza.

Se informó que la AAA y la AAFAF estuvieron en conversaciones con la JSF durante varias semanas y según fue acordado, si se identificaban reducciones de gastos que no afecten el plan fiscal certificado, la AAA podía ofrecer a sus empleados los beneficios en cuestión.  

La Autoridad de Acueductos y Alcantarillados se mantiene firme en su compromiso de velar por cumplir con los más estrictos estándares de calidad de agua mientras nos aseguramos de velar por la salud fiscal de la Autoridad.  Las acciones administrativas que realizamos para reducir gastos y conseguir los ahorros necesarios, están rindiendo los resultados esperados”, concluyó Díaz Atienza.


💬Ver 0 comentarios