(semisquare-x3)
Las declaraciones de Noel Zamot han causado revuelo. (GFR Media)

El día en que Noel Zamot contó a un grupo de inversionistas los supuestos obstáculos que encontró en el gobierno para implementar el Título V de la ley federal Promesa, también instó a la audiencia a andar con cautela en torno al dinero federal que se espera llegue a Puerto Rico para la recuperación tras el paso del huracán María.

Según Zamot, antes de que Puerto Rico pueda ver un centavo de los fondos aprobados recientemente por el Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano (HUD) federal, la isla tendrá que demostrar que tiene procesos claros para manejarlos.

“Tendría cuidado en descontar el futuro de acuerdo con las circunstancias”, dijo Zamot haciendo referencia a la autorización de $8,200 millones del HUD en fondos del programa CDBG-DR.

Según Zamot, quien hizo sus expresiones en un foro público de Consultiva Internacional, antes de que dicha asignación federal llegue a las calles de Puerto Rico, “faltan muchos pasos más” que el gobierno tendrá que dar.

Según Zamot, una de las razones para el retraso de la ayuda federal a la isla radica en la falta de procesos efectivos para manejar los fondos y según el ingeniero, la asignación de dinero federal que recibiría la isla es tan grande que Puerto Rico simplemente no tiene procesos vigentes que puedan asegurar el buen uso de tales recursos.

“Lo que hará posible que ese capital llegue de manera exitosa son procesos que sean repetibles y transparencia. Mucha gente en Puerto Rico está trabajando para eso y solo en la medida en que Puerto Rico pueda comunicar eso a las entidades federales, Puerto Rico podría tener éxito atrayendo esos fondos”, indicó Zamot.


💬Ver 0 comentarios