La auditoria del hotel también reveló múltiples deficiencias de control interno (semisquare-x3)
La auditoria del hotel también reveló múltiples deficiencias de control interno. (GFR Media)

Un informe de la Oficina del Contralor, difundido hoy, martes, reveló deficiencias en la operación del hotel del Treasure Island que pertenece al Municipio de Cidra.

Por ello emitió una opinión cualificada sobre las operaciones fiscales del municipio relacionadas con la adjudicación, contratación y los pagos para la administración y operación del hotel.

El informe desvela que la corporación que operó de forma temporal el hotel Treasure Island Inn mediante un contrato de $210,000 en el 2013  "carecía de capacidad y experiencia para proveer los servicios requeridos".

"Ni el municipio ni la Legislatura Municipal evaluaron la capacidad y experiencia del contratista previo a la contratación", indica.

Esta situación, causó que Cidra pagara $25,995 en exceso a lo establecido en las enmiendas al contrato original por gastos de reembolso.

Además, no le requirió evidencia a la corporación ni ellos la suministraron de los $39,295 pagados en beneficios marginales a los empleados del hotel.

La auditoría de cinco hallazgos señala también múltiples deficiencias de control interno.

Por ejemplo, el municipio carece de un reglamento para la administración y operación del hotel; para el tiempo auditado no se verificaron los depósitos de $246,397 registrados en los estados bancarios con las copias de los recibos y cuadres entregados por la corporación, y no se registraron equipos adquiridos por $3,015 en el inventario de propiedad.

La ausencia de un reglamento ocasionó las deficiencias en las operaciones del hotel, y pudo propiciar las irregularidades en las operaciones.

El informe comenta que entre 2011-2012 y 2013-2014, Cidra tenía déficit acumulados en el Fondo Operacional por $1.1, $1.8 y $1.8 millones, respectivamente, según se refleja en los estados financieros.

"El operar con déficit no fomenta una política de ahorro y no permite honrar los compromisos y obligaciones contraídas con los acreedores", establece una comunicación de la oficina. 

Este es el segundo informe de Cidra y cubre el periodo del 15 de enero de 2013 al 31 de diciembre de 2015.


💬Ver 0 comentarios