El Fideicomiso de la Tierra del Caño Martin Peña es un instrumento de titularidad colectiva de más de 200 cuerdas de terreno. (semisquare-x3)
El Fideicomiso de la Tierra del Caño Martin Peña es un instrumento de titularidad colectiva de más de 200 cuerdas de terreno. (GFR Media)

El gobernador Ricardo Rosselló Nevares anunció hoy la reactivación de los programas de fondos rotatorios estatales de Puerto Rico, tras su congelación el pasado cuatrienio en el Banco Gubernamentalde Fomento (BGF).

Rosselló Nevares también anunció la creación de dos fideicomisos para proteger la operación del programa supervisado por la Agencia Federal de Protección Ambiental (EPA, en inglés).

Los fondos rotatorios estatales se utilizan, principalmente, para realizar obras de mejoras capitales para la modernización de sistemas y plantas de aguas residuales y agua potable, lo que incluye las que no son parte de la red de la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados.

“Como parte de los procesos de reestructuración impulsados por nuestra administración, se lograron identificar aproximadamente $195 millones de fondos estatales para recapitalizar estos programas federales y permitir que continúen operando en beneficio de los residentes de la isla. Es importante recordar que este programa federal estuvo virtualmente inactivo desde que la pasada administración congeló los depósitos en el BGF”, sostuvo Rosselló Nevares.

Añadió que los fondos fueron identificados durante el proceso de elaboración y revisión del plan fiscal del gobierno, e incluidos en el presupuesto certificado del año fiscal corriente. La recapitalización de los fondos también formó parte de los acuerdos de reestructuración de deuda del BGF aprobado por el Tribunal federal en noviembre.

En un comunicado de prensa, La Fortaleza informó, además, que los fondos rotatorios estatales de Puerto Rico serán los primeros en Estados Unidos que estarán completamente depositados en dos fideicomisos recién constituidos, lo que permitirá salvaguardar sus operaciones de cara al futuro.

La transferencia de los fondos y su protección en forma de fideicomiso permitirá nuevamente acceso a financiamiento de bajo interés para proyectos de infraestructura. Con esta medida, el gobierno establece la estructura “más segura” en Estados Unidos para la administración de estos programas.

Rosselló Nevares indicó que, “con esta transacción, queda demostrado una vez más el compromiso de nuestra administración con la implementación de programas federales y el financiamiento de obras que benefician a las comunidades más vulnerables de la isla”.

Por su parte, el director ejecutivo de la Autoridad de Asesoría Financiera y Agencia Fiscal de Puerto Rico (Aafaf), Christian Sobrino Vega, manifestó que “bajo el liderato del gobernador Ricardo Rosselló Nevares, hemos tomado pasos afirmativos para restaurar la credibilidad del gobierno, incluyendo en este caso mediante un acuerdo con el gobierno federal, lo que permitirá reactivar estos programas para continuar mejorando la calidad de vida de miles de familias puertorriqueñas”.

El también presidente del BGF detalló, además, que “estos programas proveen a los municipios, a otras entidades gubernamentales, tales como la Corporación del Proyecto ENLACE del Caño MartinPeña, y a ciertas entidades privadas una fuente de financiamiento accesible para desarrollar proyectos de infraestructura mediante los cuales se mejoran el acceso al agua potable y el mantenimiento de alcantarillados sanitarios en las comunidades de Puerto Rico, como los sistemas y plantas de tratamiento de aguas residuales y potables”.

El Fondo Rotatorio Estatal de Agua Limpia y el Fondo Rotario Estatal de Agua Potable continuarán siendo administrados por el Departamento de Recursos Naturales y Ambientales y el Departamento de Salud, respectivamente, y contarán con la supervisión y el apoyo técnico de la Autoridad para el Financiamiento de la Infraestructura de Puerto Rico y de la Aafaf, en calidad de agente fiscal y asesor financiero.


💬Ver 0 comentarios