Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

Reinaldo Ríos, investigador de fenómenos extraños y de Objetos Voladores no Identificados (ovnis) expresó que la estrella de Belén pudo ser una nave desconocida que guió a los Reyes Magos hasta donde estaba el niño Jesús.

Ríos citó un libro que no está en la Biblia pero que a su juicio arroja luz sobre el origen de la estrella que siguieron los llamados Reyes Magos.

“Existen los libros que conforman la Biblia que son llamados ‘canónicos’, pero aparte de estos hay otros libros denominados “apócrifos”, que aunque son atribuidos a autor sagrado, no están declarados como canónicos, por lo tanto no forman parte de la Biblia. Los primeros Padres de la Iglesia (cristiana), se sirvieron de los evangelios apócrifos, citaban de allí las palabras de Jesús y desconocían a los hoy llamados canónicos. Precisamente, en uno de estos libros se detalla los promenores del nacimiento del Niño Dios y el arribo de los Reyes Magos”, expresó Ríos.

“…Y en aquel momento la estrella aquella, que habían visto en el Oriente, volvió de nuevo a guiarles hasta que llegaron a la cueva, y se posó sobre la boca de ésta. Entonces vieron los magos al Niño con su Madre..”, expresó Ríos, citando al llamado Protoevangelio de Santiago, XXI, 3.

“Al llegar al lugar de la gruta, se pararon, y he aquí que ésta estaba sombreada por una nube luminosa. De repente, la nube empezó a retirarse de la gruta y brilló dentro una luz tan grande que nuestros ojos no podían resistirla”, añadió el investigador citando al Protoevangelio de Santiago, XIX.

“Otro detalle es que la tradición actual nos indica que un rayo desde la estrella alumbraba el pesebre. Ese rayo podría ser lo que en ufología es un sendra, o sea un túnel desde un ovni, así como se le conoce. La presencia de ángeles en el pesebre podrían ser seres superiores extraterrestres. Hay mucho enigma sobre este asunto”, señaló el profesor en una comunicación.

Desde hace años Ríos propone que la estrella que se coloca sobre el árbol de navidad puede ser sustituida por una nave en forma de platillo. El lema de su campaña es: “Sustituye la estrella por el ovni”, contextualizando la tradición de navidad como una de origen extraterrestre.

Recepción internacional a propuesta de Ríos

“La posibilidad de que la estrella de Belén haya sido un ovni ya que guía a los Reyes Magos. La posibilidad de que Jesús no era de este planeta al manifestar: ‘Mi reino no es de este mundo’, son indicativos claros de que hay un misterio en la procedencia de Jesús y los hechos históricos que se manifestaron en aquel momento”, sostiene Ríos, quien destaca que su propuesta ha sido reseñada en varios países, como Chile, Argentina y España, entre otros.

“He viajado a varios países y puedo dar fe que mis medidas son bien aceptadas o por lo menos escuchadas, cosa que aquí en Puerto Rico aun lucho por establecerlas. Considero que si una agencia se dedicara a promover estamodalidad generaría, más que animosidad, mucha aceptación, ya que los boricuas somos muy variados, aunque estamos en un país donde todo lo criticamos, todo nos oponemos, o todo lo rechazamos”, sostuvo Ríos.

“Considero que otros países nos están aventajando en estos temas. Mi intención en 2011 y principios de 2012 es llegar a que dicha propuesta sea captada en las iglesias. Ya es tiempo que nuestros líderes aclaren y expresen que la verdadera estrella de Belén es algo más que una estrella. Ya he hablado con líderes de religiones y solamente esperan que desde las jerarquías lo manifiesten para todos entonces dar el paso a unas llamadas navidades fuera de este mundo, ya que a quien se honra es el mayor de los extraterrestres”, manifestó el investigador.


💬Ver 0 comentarios