Alexis Joel Hernández se supone que comenzara sus estudios unos días después del accidente (semisquare-x3)
Alexis Joel Hernández se supone que comenzara sus estudios unos días después del accidente. (Suministrada)

Justo cuando se cumplen dos meses del día que le cambió la vida a Alexis Joel Hernández, el estudiante boricua de Medicina salió ayer, martes, finalmente de la unidad de intensivo en la que se encontraba recluido tras las quemaduras de segundo y tercer grado que recibió en un 71% de su cuerpo cuando su apartamento en México se incendió a solo días de comenzar sus estudios en la Universidad de Guadalajara. 

Su salida de intensivo se produjo el mismo día en que fue sometido a la decimoquinta operación de trasplante de piel.

Su padre, Jaime Hernández, contó a El Nuevo Día que Alexis, de 23 años, ahora está recluido en una unidad de menor cuidado en espera de que las operaciones respondan favorablemente.

Aunque no se vislumbra otra intervención quirúrgica, los médicos del hospital al que fue trasladado en Texas se mantienen en alerta.

“Ayer fue la operación número 15 de trasplante de piel, ahora mismo según el medico no hay ninguna otra. Hay que esperar el cuerpo para ver si hace falta una adicional, pero lo importante es que ya está fuera de peligro”, dijo el padre de Alexis.

Pese a que puede hablar con dificultad, Alexis lo hace poco a poco.

Su padre contó que de las primeras palabras que pudo escuchar del joven fue lo agradecido que se encontraba por las personas que se han mantenido al pendiente de su salud tras la explosión.

“Él está bien agradecido de todas esas personas que han orado por él, que lo aprecian, ese muchacho es tan especial cuando habla…”, dijo Jaime con voz entrecortada.

Asimismo, sostuvo que Alexis se encuentra ansioso por regresar a Camuy, su pueblo natal, donde antes de irse a estudiar a México se mantenía activo en la Iglesia católica de ese municipio.

Sin embargo, su regreso a la isla es incierto.

“No tengo idea de que cuándo a va a ser eso, eso va a ser cuando ya esté bien recuperado”, explicó.

Según Jaime, su hijo se encuentra en buen estado de ánimo “y recuerda todo lo que pasó”.

El padre, policía de profesión, afirmó que la versión de los hechos que le contó su hijo concuerda con lo que él estaba seguro de que había ocurrido.

“Cuando fue a encender el calentador parece que ahí ocurrió la exposición”, aseguró.

No obstante, la investigación de las autoridades mexicanas sostiene que el fuego se desató porque el joven dejó un utensilio de metal dentro de un microondas mientras calentaba la comida.

Jaime rechaza esa teoría tajantemente y asegura que el dueño del apartamentoque le alquiló a su hijo sabía de un escape de gas que había en el edificio semanas antes del incidente.

El mismo dueño del apartamento dijo a otras personas que el incendio no ocurrió así, que tuvo que ser un corto circuito que el mismo desconoce. Todos los inquilinos del edificio indicaron que había un escape de gas hace dos semanas, y que esa persona no había querido arreglarlo”, estableció.

En unas imágenes que compartió la familia de Alexis con El Nuevo Día se puede apreciar el alcance de la explosión y los daños que causó en el apartamento. 

El tratamiento se acentúa

Transcurridas las 15 operaciones a las que fue sometido, Alexis actualmente está tomando terapias físicas para poder recuperar la movilidad.

“Esas terapias ya comenzaron porque el cuerpo hay que darle movimiento. Al trasplante de piel tiene que darle flexibilidad”, dijo Jaime.

Aunque el padre desconoce la cantidad a la que asciende el tratamiento de su hijo, aseguró que la ayuda aún es necesaria.

Tras el accidente, la familia de Alexis abrió una cuenta en GoFund Me donde hasta la fecha han recaudado cerca de $162,000.

En un principio se había estimado en que el costo de las operaciones y el tratamiento podía ascender a $250,000.

Afortunadamente, el seguro de salud que Alexis tenía como parte de su matrícula en la Universidad Autónoma de Guadalajara, le cubrió una cantidad mínima de los gastos.

Jaime aseguró que la ayuda de conocidos y desconocidos que se solidarizaron con la causa de su hijo ha sido determinante para su tratamiento.

Estamos tan agradecidos de Dios que ha puesto su mano sobre Alexis y ha ayudado tanto a los médicos y a los enfermeros. Al pueblo de Puerto Rico y a todos esos puertorriqueños y latinos que viven aquí en San Antonio que han estado con nosotros ayudándonos, visitándonos en este proceso tan difícil”, acotó.

Asimismo, informó que el 11 de mayo la cuatrista Maribel Delgado, prima de Alexis, llevará a cabo un evento de recaudación de fondos en los predios del coliseo Francisco “Pancho” Deida, en Hatillo.

En la actividad se presentarán sobre 10 artistas y habrá comida, artesanos y entretenimiento para la familia.


💬Ver 0 comentarios