(horizontal-x3)

El vicepresidente del Parlamento de Venezuela, el opositor Freddy Guevara, aseguró hoy que la participación en la consulta popular de la oposición contra la Constituyente supera lo esperado a apenas tres horas de comenzado el proceso, por lo que harán lo posible para que el flujo no se atrase.

"Vamos a tratar de ver en qué sitios la afluencia ha sido demasiado alta para que podamos llevar (material) desde otros sitios donde ha sido media. En ningún sitio ha sido baja, no hay un solo sitio que digamos que la afluencia está por debajo de los esperado", dijo a los medios desde el centro de operaciones en Caracas.

Guevara señaló que hay puntos de consulta en los que ha habido entre 10 % y 20 % más participación de lo esperado, incluso afirmó que en casos particulares hay el doble de asistentes, por lo que indicó que comenzará un proceso de "ingeniería electoral" para "hacer todo lo posible para que este flujo pueda seguir, que no se atrase".

Asimismo, destacó que el proceso ha sido "muy rápido" y que la media de tiempo que las personas permanecen en fila es de 10 a 15 minutos.

"Esto refleja cómo el pueblo es más eficiente que una institución que tiene en teoría todos los reales (dinero) (...) que se ha gastado millones de dólares en maquinitas (equipos de votación)", dijo en referencia al Consejo Nacional Electoral (CNE) venezolano.

Asimismo, aseguró que los resultados serán dado "mucho más rápido" de lo habitual en un proceso participativo o electoral en Venezuela.

"Obviamente no tenemos los resultados aún, pero todo lo que se vaticina es muy por encima de lo que estábamos esperando, incluso en la infraestructura que se tenía", acotó.

Más temprano, el presidente de la Asamblea Nacional (AN, Parlamento), el opositor Julio Borges, indicó que los 2,030 centros de votación previstos para la consulta popular operan al 100 % y que solo cuatro de ellos debieron ser reubicados.

El legislador no explicó las razones que obligaron la reubicación de estos cuatro centros hacia "zonas cercanas", pero especificó que se trata de uno en el municipio caraqueño Libertador, dos en el estado Nueva Esparta (noreste) y otro en Zulia (noroeste).

El plebiscito opositor se realiza al margen del Poder Electoral y busca preguntar a los venezolanos si están o no de acuerdo con el cambio de Constitución que promueve el presidente Nicolás Maduro, así como con instaurar en el país un gobierno de transición.

Este proceso se lleva a cabo paralelamente a un simulacro electoral convocado por el CNE como práctica de las elecciones de la Constituyente que se prevén para el próximo 30 de julio.

Exiliados en Florida apoyan con voto lucha de sus compatriotas en Venezuela

Beatriz Olavarría, de la Comisión Electoral en el sur de Florida, dijo a Efe que los venezolanos están saliendo a votar de forma copiosa desde las primeras horas de la mañana porque saben que sería inaudito no responder a la pelea y la crisis que enfrentan sus familiares en el país.

La exiliada se mostró emocionada de que los venezolanos puedan votar en por lo menos una treintena de puestos de votación en el estado, especialmente cuando los inmigrantes han tenido que desplazarse en las últimas elecciones al Consulado de Venezuela en Nueva Orleans (Luisiana) tras el cierre en 2015 de la sede de Miami.

Olavarría, quien prevé una votación masiva, criticó que el padrón electoral de Venezuela se quedó estancado en 100,000 votantes extranjeros cuando ya hay más de dos millones de venezolanos inmigrantes que podrían sufragar, muchos de ellos en Estados Unidos.

Entre tanto, el gobernador de Florida, Rick Scott, reiteró hoy en su cuenta de Twitter el apoyo del estado a los venezolanos "mientras expresan su oposición contra el régimen de Maduro".

Scott ya había destacado esta semana la importancia de participar en la consulta, para enviar un "mensaje de unidad" al presidente Maduro y sus "hampones".

Las urnas o "puntos soberanos", como los bautizaron, abrieron esta mañana a las 07:00 a.m. hora local (11:00 a.m. GMT) y tienen previsto cerrar a las 4:00 p.m. (8:00 p.m. GMT).

Olavarría, que hizo un recorrido por algunos de los puestos, dijo que pese a las lluvias en algunos sectores de Florida observó largas y fluidas filas para participar, especialmente en Doral y Weston, ciudades con alta concentración de venezolanos.

Aglutinados en la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) del sur de Florida, la consulta popular busca mostrarle a Maduro el rechazo a la Asamblea Constituyente y el deseo del pueblo venezolano de elecciones libres.

Además de los puestos de Coral Gables, Fort Lauderdale, Palm Beach, Orlando, Tampa, Sarasota y Jacksonville, entre otras ciudades de Florida, los venezolanos podrán votar en Georgia, Carolina del Norte y Carolina del Sur, donde esperan deslegitimar el cambio constitucional que se propone llevar a cabo Maduro.

A través de esa consulta, amparada bajo la Constitución de Venezuela, todo venezolano, natural o nacionalizado, nacido antes del 16 de julio de 1999 y con solo presentar su CI o pasaporte venezolano, vigente o vencido, podrá ejercer su derecho en cualquier parte del mundo.


💬Ver 0 comentarios