Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

Capturan a un sospechoso del robo de la medalla y banda presidencial de Bolivia (horizontal-x3)
El presunto autor del robo de las piezas presidenciales, Alexander Fernando Huañocaña Arenas, es escoltado por oficiales de la Policía de Bolivia. (Fuente / Twitter Policía de Bolivia)

La Policía boliviana detuvo a un peruano por su supuesta relación con el robo y anunció que busca a otros tres sospechosos.

Según el diario La Razón de Bolivia, el detenido fue identificado como Alexander Fernando Huañocaña Arenas, alias 'Yogui', de nacionalidad peruana, quien confesó el hecho e inculpó a dos de sus cómplices: Fernando M. B., alias “mala traza”, además de otro apodado “Chato”, ambos prófugos de la justicia.

El presidente Morales pidió ayer un "castigo ejemplar" para los militares que tenían la responsabilidad de custodiar la medalla, considerada por historiadores una joya única en América.

La medalla de oro y diamantes fue un regalo al libertador Simón Bolívar por la independencia de Bolivia en 1825, que tras su muerte en 1830 volvió al país.

El militar al que le robaron frente a un prostíbulo la medalla presidencial de Bolivia, una joya de valor incalculable, fue expulsado del Ejército, informó hoy una fuente militar.

El Comando General del Ejército boliviano, en un comunicado, explicó que el teniente Roberto Juan de Dios O.B. fue dado de "baja definitiva", al considerar que incurrió en "hechos muy graves" cuando su deber era custodiar los símbolos nacionales.

Además, el Comando General envió a un tribunal del Ejército la documentación correspondiente para que investigue al exjefe de la Casa Militar Alberto Mansilla, un general que ayer fue destituido.

La Casa Militar es una entidad del Ejército dentro del Palacio de Gobierno de Bolivia, con funciones como la custodia de símbolos patrios cuando son trasladados para que los luzca el presidente del país.

El teniente fue enviado ayer a una cárcel en La Paz tras ser acusado por un fiscal de tres delitos, por haber dejado el pasado martes la medalla y la banda presidenciales en un vehículo aparcado en la calle en una zona de prostíbulos cerca del aeropuerto de El Alto, donde fueron robadas por delincuentes.

El militar debía llevar estos objetos históricos en un vuelo a la ciudad boliviana de Cochabamba, para que los portara el miércoles el presidente de Bolivia, Evo Morales, en el día de las Fuerzas Armadas del país.

La medalla y la banda fueron encontradas el mismo miércoles en una iglesia de La Paz, gracias a una llamada anónima que alertó a la Policía Boliviana.


💬Ver 0 comentarios