Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

Este nuevo episodio, que volvió a despertar la incertidumbre sobre su estado de salud, ocurrió durante un acto oficial en la cancillería, donde recibió al primer ministro finlandés.

Un ataque de temblores corporales incontrolables puede ser muy perturbador. El afectado pierde de pronto el control sobre su cuerpo, por entero o tan solo de algunos órganos. Además, comienza a estremecerse o sufrir convulsiones, y puede llegar a caerse o a perder el conocimiento. Los síntomas son muy variados. En algunas ocasiones se presentan todos juntos; y en otras, solo algunos. El episodio puede durar algunos minutos o detenerse luego de unos cuantos segundos; por ejemplo, si la persona se pone en movimiento.


💬Ver 0 comentarios