Ana Julia Quezada mantenía una relación sentimental con el padre de Gabriel Cruz cuando ocurrieron los hechos. (EFE)

El abogado de los padres del niño español Gabriel Cruz consideró este martes que la acusada de su muerte, la dominicana Ana Julia Quezada, es una “auténtica asesina”, que se comportó con “ensañamiento”.

“Mató haciendo sufrir al niño. Desconocemos si el móvil es sólo económico o es odio absoluto a la madre del niño o en el fondo es que simplemente le estorbaba en esa independencia que buscaba", dijo este martes el letrado de la acusación particular, Francisco Torres, durante el juicio, que se celebra con un jurado popular.

Torres argumentó que lo dejó agonizar durante al menos 45 minutos antes de asfixiarlo y que se trata de una “sociópata auténtica”.

Por ello, pidió al jurado que “no le tiemble el pulso” cuando analice los hechos que se juzgan. Según el abogado, hay que “apartarla de la sociedad porque con toda seguridad va a matar a más niños”. “Estoy convencido de que Gabriel no es el primero al que mata”, apuntó en referencia a la muerte anteriormente de una hija de Quezada en la ciudad española de Burgos (norte).

Añadió que la acusada se aseguró de que ningún familiar pudiera ir al “paraje desértico, apartado de todo” donde mató al niño y que fomentó una coartada dentro de su “macabro plan”. Así, dice que el 27 de febrero de 2018, tras descargar las herramientas que iba a usar más tarde, de forma “inesperada” golpeó por la espalda al niño por detrás de la oreja con el palo de un hacha y lo dejó “agonizar”. Gabriel, de ocho años, no tenía ninguna posibilidad de defenderse, sobre todo por la confianza que tenía hacia ella al ser la pareja sentimental de su padre, argumentó el letrado de la acusación.

Insistió en que tras golpear por detrás al menor, la acusada no lo auxilió, sino que lo dejó en el suelo mientras se fumaba unos cigarros. Cuando, tras “darle una somanta de palos” vio que estaba muerto, lo asfixió, una escena que pudo durar entre 45 y 90 minutos, según el abogado.

La acusada, que mantenía una relación sentimental con el padre cuando ocurrieron los hechos, fingió participar activamente en la búsqueda del menor cuando se dio por desaparecido.

Quezada pide perdón a toda España y a Dios por la muerte del niño Gabriel

La dominicana Ana Julia Quezada pidió perdón este martes "en general a toda España" y también espera que Dios la perdone por la muerte del niño Gabriel Cruz, de ochoaños.

"En primer lugar, pedirle perdón a los familiares de Gabriel, a todos los familiares y a toda persona a la que haya podido hacer daño con mi acción", dijo entre llantos ante el jurado popular que la juzga desde el 9 de septiembre pasado.

La acusada, autora confesa de la muerte, ejerció así el derecho a la última palabra durante la sesión final de la vista oral.

"Quiero pedirle perdón también a mi hija y a toda mi familia, a todo el mundo al que haya podido sentirse mal por lo que yo hice. En general a toda España y espero que Dios me perdone", concluyó.

La defensa de Quezada asegura que la mujer actuó por un arrebato

La defensa de Ana Julia Quezada ha modificado este martes su escrito final introduciendo dos atenuantes, el arrebato que sufrió la acusada cuando mató al pequeño Gabriel y que actuase después bajo el efecto de las drogas.

Según publica el diario español El País, el abogado Esteban Hernández, mantiene que su defendida cometió un homicidio imprudente (penado con tres años de cárcel) o, subsidiariamente, un homicidio doloso, castigado con 15 años porque el pequeño era menor de edad. Ha rectificado este punto, ya que en el informe anterior, cometió un error al consignar la pena, de 10 años de prisión, que sería lo que correspondería si el fallecido fuese mayor de edad.

"Concurre la circunstancia atenuante de arrebato, obcecación u otro estado pasional de entidad semejante", escribe el abogado en su informe. Quezada estaría fuera de sí cuando le tapó al niño la boca y la nariz hasta matarlo, reaccionando ante las presuntas amenazas e insultos del pequeño en la finca de Rodalquilar, el 27 de febrero de 2018.


💬Ver 0 comentarios