La escultura colocada en el Parque Central de Nueva York, la cual recoge el momento de la muerte de Martí montado a caballo, fue obra de la escultura estadounidense Anna Hyatt Huntington como una comisión a mediados de los años 50 del gobierno del entonce (horizontal-x3)
La escultura colocada en el Parque Central de Nueva York, la cual recoge el momento de la muerte de Martí montado a caballo, fue obra de la escultura estadounidense Anna Hyatt Huntington como una comisión a mediados de los años 50 del gobierno del entonce

La Habana Cuba - La política de enfriamiento del presidente Donald Trump sigue vigente, pero en Estados Unidos son múltiples los grupos que insisten en desafiarla, incluyendo una delegación cultural de la ciudad de Nueva York, la cual dejó inaugurada hoy en La Habana una réplica exacta de la imponente estatua del prócer José Martí que se puede ver en Parque Central neoyorquino.

El presidente Raúl Castro Ruz y toda la plana mayor del gobierno cubano participaron temprano en la mañana en un acto oficial para dejar inaugurado de manera oficial el monumento a Martí, cuyo natalicio 165 se conmemora hoy.

La delegación neoyorquina estuvo encabeza por el presidente de la Junta de Fideicomisarios del Museo de Arte del Bronx, Joseph Mizzi, pues esta fue la entidad que tuvo a su cargo la concreción del proyecto, que contó con centenares de donantes, entre ellos una filántropa anónima de origen mexicano que aportó importantes cantidades de dinero para lograr que el proyecto se completara.

“Durante la realización del proyecto hemos aprendido mucho sobre la vida y la obra de José Martí, y su compromiso con la independencia de Cuba y la importancia de la dignidad humana. Igualmente, hemos aprendido sobre nuestra propia historia, mediante su perspicaz obra sobre los Estados Unidos, obra que escribiera durante el periodo de 15 años en que pasó un tiempo considerable viviendo y viajando por Estados Unidos. El proyecto Martí continuará estando inspirado por sus ideas”, dijo Mizzi.

Se esperaba que el alcalde de Nueva York, Bill De Blasio, viniera a la actividad, pero al final no hizo el viaje a La Habana y envió un mensaje que fue leído por su representante José A. Velázquez Zaldívar.

“La estatua icónica de José Martí que se levanta en el Parque Central ha sido una fuente de inspiración y empoderamiento para generaciones de neoyorquinos cubanos. La inauguración de esta estatua en La Habana, cuando marca el 165 aniversario del natalicio de Martí, asegura que su legado histórico en la búsqueda de la independencia sea compartido con las nuevas generaciones”, expresó De Blasio en su mensaje.

Este proyecto concluye esfuerzos de unos 20 años encabezados por la Oficina del Historiador de La Habana, dirigida por el cotizado intelectual Eusebio Leal Sprenger, quien se dio a la tarea de conseguir que la pieza de 8.5 toneladas de bronce fuera replicada y colocada en la capital cubana.

La escultura colocada en el Parque Central de Nueva York, la cual recoge el momento de la muerte de Martí montado a caballo, fue obra de la escultura estadounidense Anna Hyatt Huntington como una comisión a mediados de los años 50 del gobierno del entonces presidente Fulgencio Batista. Se colocó allí pues se cree que ese fue uno de los lugares más frecuentados por Martí en su exilio estadounidense entre 1880 y 1895.

Tras un permiso otorgado por las autoridades neoyorquinas, el Museo del Bronx se encargó del complejo proceso de replicado de la pieza, que incluye una enorme base de granito.

“Me alegra extraordinariamente que podamos los habaneros disfrutar de este conjunto tan bello”, dijo Leal Sprenger en las palabras centrales del acto, realizado en el Parque 13 de Marzo de La Habana Vieja, justo al frente del Museo de la Revolución.


💬Ver 0 comentarios