Juan Guaidó (semisquare-x3)
El jefe del Parlamento venezolano, Juan Guaidó (c), llega este lunes al Aeropuerto Internacional de Maiquetía Simón Bolívar, Venezuela. (EFE)

El presidente encargado de Venezuela, Juan Guaidó, regresó este  lunes a al país para encabezar nuevas protestas contra el mandatario Nicolás Maduro.

El líder opositor venezolano regresó este lunes a Caracas y fue recibido por una multitud en el aeropuerto y por representantes de la comunidad internacional tras una gira por varios países de Sudamérica.

"Estamos", dijo Guaidó a periodistas y exclamó: "Seguimos en la calle, seguimos movilizados".

Sobre Guaidó, jefe del Parlamento, que en enero pasado se proclamó presidente encargado del país, pesa una amenaza de detención por parte del Gobierno de Nicolás Maduro por lo que pidió a los venezolanos acudir a las movilizaciones de calle para apoyarle.

Al aeropuerto se movilizaron además diplomáticos de España, Francia, Alemania, Portugal, Chile, Argentina y otros países y por ellos fue escoltado al llegar al aeropuerto internacional Simón Bolívar que sirve a Caracas.

"Sabemos los riesgos, todos sabemos los riesgos de hacer política en Venezuela", dijo Guaidó a periodistas y saludó a los diplomáticos presentes y a la multitud que gritaba "sí se puede".

Minutos después dijo en su cuenta de Twitter: "Ya en nuestra tierra amada! Venezuela, acabamos de pasar migración y nos movilizaremos a dónde está nuestro pueblo! #VamosJuntosALaCalle".

El jefe del Parlamento arribó al aeropuerto junto a los diputados Francisco Sucre y Sergio Vergara, ambos del partido de Guaidó, Voluntad Popular (VP).

Guaidó, que inició el pasado 22 de febrero una gira por varios países de Suramérica anunció este domingo que hoy lunes regresaba a Venezuela y convocó a concentraciones en todo el país para apoyar su retorno.

El líder de la Cámara mantuvo en secreto la forma en la que arribaría al país pues enfrenta la posibilidad de ser encarcelado por haber burlado una prohibición de salida del territorio nacional que le dictó la Justicia, que solo reconoce a Nicolás Maduro como mandatario, por su proclamación como presidente interino.

Guaidó ha advertido que Maduro, a quien considera un usurpador de la Presidencia, "va a pretender como nunca reprimirnos y desunirnos" por lo que llamó a los ciudadanos a mantenerse movilizados.

Hasta el momento ni la Fiscalía, ni el Supremo, ni ninguno de los altos dirigentes de la llamada revolución bolivariana se ha pronunciado sobre el inminente regreso de Guaidó, pero su círculo más cercano considera que es "real" la amenaza de la detención.

El regreso de Juan Guaidó es esperado con gran expectativa debido a que salió del país hace más de una semana desatendiendo una orden del Tribunal Supremo de Justicia que le prohibía abandonar Venezuela lo que podría acarrearle sanciones o la detención.

En abierto reto al gobierno, el líder opositor advirtió la noche del domingo -en un mensaje que difundió en las redes sociales acompañado de su esposa- que si las autoridades se atrevían a secuestrarlo al regresar al país “será uno de los últimos errores que cometan".

El líder del antichavismo burló la prohibición de salida del país que le dictó la Justicia venezolana por estar incurso en una investigación relacionada con su proclamación como presidente interino, algo que el Supremo no avala pues solo reconoce a Maduro como mandatario.

Con todo, el diputado planea volver a Venezuela y para ello ha convocado a concentraciones en varias ciudades enmarcadas en su plan de señalar a Maduro como usurpador de la Presidencia, generar unas condiciones para crear un gobierno de transición y posteriormente llamar a unas elecciones libres.

Las manifestaciones de mañana están fijadas para las 11:00 a.m. (misma hora en Puerto Rico) pero hasta ahora se desconoce si Guaidó llegará a su país la noche del domingo o en las primeras horas del lunes.

Rendición de cuentas. Próximas acciones.

Posted by Juan Guaido M on Sunday, March 3, 2019

En cualquiera de los dos escenarios, el líder opositor se enfrenta a la posibilidad de ser encarcelado por haber desobedecido una decisión del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), aunque no es la primera vez que lo hace pues la oposición venezolana considera que esa corte es ilegal y solo sirve a los intereses de Maduro.

Hasta el momento ni la Fiscalía, ni el Supremo, ni ninguno de los altos dirigentes de la llamada revolución bolivariana se han pronunciado sobre el inminente regreso de Guaidó, pero su círculo más cercano considera que es "real" la amenaza de la detención.

Al respecto, el presidente de la oficialista Asamblea Nacional Constituyente, Diosdado Cabello indicó la semana pasada en su programa nocturno de la televisora estatal que ya había un "comité de recepción" para recibir a Guaidó cuando arribara al aeropuerto internacional Simón Bolívar de Maiquetía.

Sin embargo, varios diputados consultados por Efe aseguraron esta semana que tienen una estrategia diseñada para enfrentar cualquier escenario junto a los gobiernos que lo respaldan, encabezados por Estados Unidos, y que señalan a Maduro como un dictador.

Laforma en que Guaidó pisará nuevamente tierras venezolanas es hasta ahora un secreto sumarial aunque las opciones son menos que hace nueve días cuando cruzó caminando el puente binacional Francisco de Paula Santander que une al estado venezolano de Táchira con el departamento colombiano de Norte de Santander.

Al día siguiente ese paso y otros ubicados en esa región amanecieron cerrados por indicaciones de Maduro que también mantiene bloqueadas las comunicaciones terrestres en el sur con Brasil y las marítimas en el norte con las islas de Aruba, Curazao y Bonaire.

El chavismo tomó estas medidas para impedir el ingreso de ayuda humanitaria promovida por Guaidó, pero hasta ahora siguen abiertos los pasos binacionales que por el oeste Venezuela comparte con Colombia.

Algunos detalles sobre el su retorno serán revelados por el propio Guaidó esta noche cuando prevé pronunciarse a través de las redes sociales para ofrecer un balance sobre su gira en América del Sur y anunciar "próximas acciones".

Este mensaje ha sido redifundido por decenas de diputados y por los altos dirigentes de la oposición venezolana que se mantienen herméticos en cuanto a la logística de bienvenida de Guaidó.

Guaidó convocó para el lunes y martes a movilizaciones en todo el país para elevar las presiones contra Maduro que tras casi dos meses de la escalada de la crisis política ha logrado superar las tensiones y las crecientes presiones de la comunidad internacional, que ha amenazado con profundizar sanciones luego que el mandatario bloqueó la semana pasada el ingreso al país de una ayuda humanitaria internacional.

Durante la fracasada acción de la oposición para ingresar por las fronteras de Colombia y Brasil la ayuda humanitaria se registraron enfrentamientos entre manifestantes y las fuerzas de seguridad y grupos prooficialistas armados que dejaron al menos cinco muertos y más de tres centenares de heridos.

Mientras la oposición amenaza con escalar las tensiones, el gobierno se concentra en resaltar en los medios estatales y las redes sociales las celebraciones del Carnaval en un intento por desviar la atención de los venezolanos de la crisis.


💬Ver 0 comentarios