La condena de la OEA dejó aún más aislado al gobierno de Daniel Ortega (semisquare-x3)
La condena de la OEA dejó aún más aislado al gobierno de Daniel Ortega. (EFE)

Un grupo de 21 países condenó en la Organización de los Estados Americanos (OEA) la represión desplegada por el gobierno de Daniel Ortega para sofocar las protestas sociales en Nicaragua y lo urgió a apoyar "un calendario electoral" consensuado, una forma de presionar para que el país tenga elecciones anticipadas y salga de una de sus peores crisis en décadas.

Tras un debate tenso, trabado, en el que Nicaragua y sus dos principales aliados, Bolivia y Venezuela, intentaron dilatar la votación de la resolución, el Consejo Permanente de la OEA aprobó en una sesión extraordinaria un documento impulsado por la Argentina, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, México, Perú y Estados Unidos.

El texto contó con el respaldo de 21 países, siete abstenciones y solo tres votos en contra: Nicaragua, Venezuela y San Vicente y las Granadinas.

"La mayoría de los Estados están de acuerdo con que Nicaragua necesita otro camino", indicó la embajadora argentina, Paula Bertol.

La condena de la OEA dejó aún más aislado al gobierno de Ortega y bajo una fuerte presión de la comunidad internacional. Las Naciones Unidas (ONU), la Unión Europea y organizaciones de derechos humanos ya habían expresado su repudio y rechazo a la represión de las protestas y habían denunciado abusos por parte de las fuerzas de seguridad. La ofensiva oficial ya ha dejado por lo menos 280 muertos.

El canciller nicaragüense, Denis Moncada, intentó frenar el debate en varias oportunidades y denunció, una y otra vez, una conspiración para derrocar a Ortega, y cargó contra supuestos "grupos terroristas internos y externos" a los que vinculó, indirectamente, con Estados Unidos. "Estamos ante una situación de un golpe de Estado", dijo Moncada en una de sus intervenciones.

La resolución reitera la "enérgica condena" y "grave preocupación" por la violencia y abusos de los derechos humanos ocurridos en el marco de las manifestaciones, "incluyendo aquellos cometidos por la policía, grupos parapoliciales y otros actores contra el pueblo de Nicaragua", según lo documentado por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).

Ese informe urge a reanudar las conversaciones para "generar soluciones pacíficas" y "exhorta" al gobierno de Ortega a "que apoye un calendario electoral acordado conjuntamente en el contexto del proceso de diálogo nacional".


💬Ver 0 comentarios