Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

WASHINGTON – El hombre que filtró a la prensa documentos secretos sobre programas de vigilancia en Estados Unidos –que provocaron un debate nacional sobre privacidad y seguridad– reveló su identidad y con ello se arriesga ahora a pasar décadas en la cárcel en caso de que Estados Unidos pueda extraditarlo desde Hong Kong, donde se ha refugiado.


💬Ver 0 comentarios