Carmen Yulín Cruz, alcaldesa de San Juan. (GFR Media) (semisquare-x3)
Carmen Yulín Cruz, alcaldesa de San Juan. (GFR Media)

La alcaldesa de San Juan, Carmen Yulín Cruz, propondrá este domingo a la Junta de Gobierno del Partido Popular Democrático (PPD) que convoque a una primaria abierta a la participación de todos los miembros de la colectividad para la elección del nuevo presidente de la formación política.

La propuesta está contenida en una extensa resolución que la alcaldesa presentará en la reunión extraordinaria que tendrá la Junta este domingo, en la que se decidirán los próximos pasos a tomar tras saberse que el actual líder del PPD, el exrepresentante Héctor Ferrer enfrenta una delicada situación de salud  de la que se cree que le impedirá continuar frente a la colectividad. 

La resolución, que fue adelantada a endi.com por fuentes cercanas a la alcaldesa, también pide que se posponga la Asamblea General convocada para el 2 de diciembre en la que se supone que los delgados del PPD elijan al nuevo líder de la colectividad. Ferrer aspiraba a ser reelecto presidente del PPD antes de que se supiera que está delicado de salud. 

Cruz, quien no ha dado indicios de que le interese la presidencia del PPD en este momento, aunque ha dejado abierta la posibilidad de aspirar a la gobernación por ese partido en el 2020, dijo en la resolución que la primaria especial para elegir al nuevo líder de los populares debe celebrarse “en los primeros seis meses del 2019”.

“La reorganización y renovación de las estructuras políticas de la colectividad deben ser reflejo de esa voluntad renovadora y de apertura democrática y participativa del Partido Popular Democrático”, dice la resolución de la alcaldesa Cruz. 

En la resolución, Cruz propone que el PPD asuma como suyos 14 principios “como vehículo para construir una gran alianza puertorriqueñista dirigida a poner en marcha una agenda colectiva de transformación”, entre los que están “desarrollar políticas dirigidas al combate y eventual erradicación de la pobreza que promuevan el desarrollo económico sostenible” como la eliminación de las leyes de cabotaje comenzando con los productos de energía renovable y la imposición de tasas contributivas más altas a las empresas foráneas con operaciones en Puerto Rico.   

La alcaldesa también propone que el PPD asuma como postura oficial “combatir la Junta de Control Fiscal” y que se sustituya por un “mecanismo de mutua conveniencia entre Estados Unidos y Puerto Rico que audite la deuda, establezca las responsabilidades por su monto excesivo y ponga en marcha un mecanismo de reestructuración que permita cumplir con las obligaciones del pueblo de Puerto Rico sin caer en medidas de austeridad”. 

Igualmente, la alcaldesa, en alusión a la polémica que se desató cuando se supo que Ferrer y el exsenador Roberto Prats tuvieron contratos con firmas con intereses distintos al gobierno de Puerto Rico, pide que se prohíba a funcionarios del PPD “contratar o hacer negocios con clientes privados que atenten contra los mejores intereses del pueblo de Puerto Rico”. 

Sobre el status, Cruz propone al PPD que asuma cono postura el mecanismo de asamblea constituyente, que proponga mecanismo de participación ciudadana en los procesos políticos, que se permitan alianzas políticas y candidaturas “coaligadas”, el fortalecimiento del sector obrero y “el desarrollo de un plan energético que rompa con la adicción a la energía fósil y nos mueva a una estrategia de diversificación de las fuentes de energía renovable, dejando meridianamente claro que la titularidad de la Autoridad de Energía Eléctrica permanecerá en manos del pueblo de Puerto Rico”. 


💬Ver 0 comentarios