Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

Ernesto Irizarry, alcalde de Utuado, realiza trabajos de limpieza en el barrio Tetuán tras los estragos del huracán María. (horizontal-x3)
Ernesto Irizarry, alcalde de Utuado, realiza trabajos de limpieza en el barrio Tetuán tras los estragos del huracán María. (GFR Media)

El alcalde de Utuado, Ernesto Irizarry, reconoció esta mañana que el administrador de la ciudad, Leonel Valle, cobró $11,456 en horas extra por labor realizada durante la emergencia del huracán María

El dinero salió de un adelanto provisto por la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA en inglés) al municipio. En total, 151 empleados del ayuntamiento cobraron horas extra para una cifra global de alrededor de $267,000. 

Irizarry confirmó la cifra a El Nuevo Día luego de que esta mañana el representante Michael Abid Quiñones, anunciara que estaba refiriendo al alcalde popular al Departamento de Justicia, la Oficina de Etica Gubernamental y el Negociado Federal de Investigaciones (FBI por sus siglas en inglés) por lo que describió como un escandaloso pago de horas extra en el municipio.

Irizarry rechazó que haya cometido ilegalidad alguna.

"Son tres meses de trabajo desde el paso de María", dijo Irizarry al indicar que Valle cobró por trabajos realizados hasta el 15 de enero. 

Según dijo, Valle "abrió paso" desde el día del huracán, incluso ayudó a abrir el camino para que Quiñones salera de su casa. "Repartió suministros, fue a San Juan para reuniones en el Centro de Convenciones, hizo de todo. Limpió caminos a machete, transportó equipo", dijo Irizarry al defender el pago.

"Aquí en el municipio todos los empleados de confianza hicieron de todo", agregó. "Sirvieron de cocinero y la alcaldía se movió a Manejo de Emergencias. Se trabajaron 12 y 14 horas diarias".

Según Irizarry, el gobierno municipal consultó con FEMA el desembolso antes de hacerlo. 

El pago a Valle fue calculado, como el de todos los empleados municipales, a base de su salario, dijo el alcalde. Irizarry indicó que el director de Manejo de Emergencias Municipal cobró alrededor de $9,000 y mencionó que un empleado que lo tiene demandado también cobró cerca de esa cifra.

Irizarry indicó que no ha cometido acto ilegal alguna. "Los empleados municipales se mantaron trabajando por el pueblo de Utuado", dijo.

Esta mañana, Quiñones dijo que tenía testimonio de empleados que estaban dispuestos a proclamar bajo juramento que mientras unos cobraban, otros no.

"Aún más, los empleados que recibieron dicha compensación son empleados de confianza, que, en su mayoría, no ejercen labores de campo, sino más bien administrativas", dijo Quiñones en una conferencia de prensa en su oficina.

Según el legislador del distrito 22, que comprende los municipios de Utuado, Lares, Adjuntas y Jayuya, empleados de la Legislatura Municipal también recibieron pagos por horas extra. 

"(Son) Empleados que mantienen un rol puramente administrativo se encuentran beneficiados desproporcionadamente en comparación con el personal de manejo de emergencias del municipio", argumentó.

El representante argumentó que el alcalde sometió estos gastos para un reembolso de FEMA.

Según dijo, luego de que radicara una resolución de investigación sobre el asunto, el alcalde dio instrucciones para que no se cambiaran los cheques. Irizarry aseguró no detuvo el pago de nadie.


💬Ver 0 comentarios