(semisquare-x3)
En el caso de las apuestas en línea, según el proyecto, el jugador las haría mediante su celular o computadora, en juegos como blackjack o póker. (Tito Guzmán)

La industria de los casinos está pendiente al trámite legislativo de dos proyectos de ley del representante Néstor Alonso Vega para viabilizar las apuestas “en línea” y regular el nuevo mercado de estos juegos en eventos deportivos.

El mercado de apuestas deportivas se abrió a todas las jurisdicciones estadounidenses mediante una decisión de este año del Tribunal Supremo de Estados Unidos.

Según Alonso Vega, presidente de la Comisión cameral de Turismo y Bienestar Social, los dos proyectos en conjunto generarían ingresos para los casinos de cerca de $20 millones anuales.

El legislador  del Partido Nuevo Progresista (PNP) espera que ambas piezas sean ratificadas antes de este jueves, último día para la aprobación de medidas durante la presente sesión ordinaria. Destacó que se incluirán disposiciones en las dos medidas para que el 20% del ingreso sea destinado al sistema de retiro del gobierno y el 80% para los casinos.

El representante dijo a El Nuevo Día que espera tener hoy en sus manos un estudio de la Asociación de Hoteles y Turismo (PRHTA,  en inglés) que reflejaría el estado actual en que se encuentra la industria de los casinos y el potencial de ingresos de sus proyectos.

Pero Miguel Vega, presidente de una empresa que maneja tres casinos y expresidente de la PRHTA, advirtió que el mercado de juegos en Puerto Rico está saturado y no visualiza ganancias considerables si se aprueban los proyectos.

Vega no anticipó su posición, y dijo que la industria todavía se está “educando sobre los proyectos antes de decidir”. “Lo que se ha visto en otros destinos es que, en estos juegos, lo que viene sobrando (para el casino) es como cinco centavos de cada dólar jugado. No se sabe cómo va a ser acá, que el gobierno tiene como 20 causas que quiere ayudar, pero las apuestas en deportes no aguantan mucho margen, está finito”, sostuvo el empresario. 

Alonso Vega insistió en que la intención es “ayudar” a la industria de los casinos. Precisó que, en el caso de las apuestas en línea (P. de la C. 1596), el jugador las haría mediante su celular o computadora, en juegos como blackjack o póker, luego de completar un proceso de registroy verificación de información en el casino específico donde se instalarían los servidores. 


💬Ver 0 comentarios