Nota de archivo: Este contenido fue publicado hace más de 90 días

El juez Roberto Filiberti Cintrón y el asesor legislativo Luis Estrella fueron designados esta tarde por el gobernador Luis Fortuño para ocupar las dos vacantes que tiene el Tribunal Supremo.

Filiberti Cintrón viene de ocupar una silla de juez en el Tribunal Apelativo, mientras que Estrella, uno de los asesores legales mejores pagados de la Legislatura, tiene una trayectoria en asuntos de gobierno y electorales.

La designación tiene lugar seis meses después de que el Gobernador aprobara el aumento de jueces en el máximo foro de siete a nueve, con el argumento de que el cúmulo de trabajo era demasiado para la cantidad de jueces actuales.

El anuncio estaba previsto para el pasado jueves, pero presiones de último momento pospusieron la designación que ahora pasa al Senado para el proceso de confirmación.

De ser confirmados, el gobernador Fortuño asegura una supermayoría en el Tribunal Supremo al tener seis jueces de ideología novoprogresista. Los otros tres jueces nombrados comparten la ideología estadolibrista que tenían las administraciones que los nombraron.

Fortuño anunció además la designación de Roberto Rodríguez Casillas y la procuradora general Irene Soroeta Kodesh como jueces del Tribunal Apelativo.

En un aparte con El Nuevo Día, Fortuño dijo que “estos jueces traerán un balance en las especialidades del derecho que hay en esos foros”, dijo el gobernador.

Asimismo, indicó que el comité de trabajo llevaba un tiempo trabajando en la selección de estos jueces. Y que es falso que el presidente del senado, Thomas Rivera Schatz, no apoyaría uno de ellos como se rumoró la semana pasada cuando supuestamente se iba a hacer el anuncio. Según supo El Nuevo Día, en el fin de semana el juez Rodríguez Casilla, quien es discapacitado, solicitó que no se le considerara al cargo, puesto que Rivera Schatz se oponía a su nombramiento. Esta situación fue la que provocó que la semana pasada Fortuño detuviera el anuncio.


💬Ver 0 comentarios