Ricardo Rosselló, gobernador de Puerto Rico. (semisquare-x3)
Ricardo Rosselló, gobernador de Puerto Rico. (GFR Media)

El gobernador Ricardo Rosselló Nevares aseguró hoy que las enmiendas al Código de Rentas Internas que acordó ayer con la Cámara de Representantes y el Senado cumplen con las exigencias de la Junta de Supervisión Fiscal (JSF). 

Alegó que no solo el gobierno continuará recibiendo la misma cantidad en ingresos, sino que se aumentan un poco los recaudos, tal y como requiere el organismo creado por el Congreso estadounidense que controla las finanzas de Puerto Rico. 

"Esto (la reforma ) nos termina costando menos de lo que estamos ingresando... No sé si leyeron otra versión del gobierno", dijo Rosselló Nevares en una conferencia de prensa en Cataño. 

Ayer cuando poco después que se produjera el acuerdo, la JSF advirtió que la propuesta tributaria podría ir contra el plan fiscal certificado. 

En términos generales, la reforma contributiva busca una redistribución de la carga contributiva de las personas y las corporaciones. 

Con los cambios se establecería el crédito por trabajo, se podría un crédito general de 5% para todos los contribuyentes, se reducen las contribuciones sobre ingresos de individuos y corporaciones y se reduce significativamente el impuesto sobre el consumo que aplica a las transacciones entre negocios y a la venta de comida preparada. 

Por otro lado, la reforma limita el acceso a deducciones que, por décadas, han tenido los pequeños comercios y las personas que trabajan por cuenta propia. Como alternativa contributiva para estos sectores, se establece un modelo contributivo similar al de una patente. 

Rosselló Nevares ayer lamentó que la tasa de contribución de las corporaciones se vaya a reducir solo 1.5%. La propuesta inicial proponía una baja alrededor de 9%, respondiendo así al alza contributiva que, a nivel federal, se le impuso a las multinacionales estadounidenses con operaciones en el exterior. Para efectos contributivos Puerto Rico es visto como un país extranjero en los Estados Unidos. 

El gobernador también criticó a la minoría popular en la Legislatura por argumentar que la reforma contributiva que proponen no es fiscalmente viable. Rescató entonces el estribillo de campaña política que hace dos décadas usaba su padre, Pedro Rosselló González, alegando que "sí se puede". 

Rosselló reaccionó a una serie de mensajes emitidos por la JSF a través de su cuenta de Twitter en los que se muestra que el gobierno no ha sometido todos los planes de implementación solicitados por el organismo fiscal. Por ejemplo, la JSF ha solicitado 387 planes de progreso, de los cuales el gobierno solamente ha sometido 126, para un 32% de cumplimiento. 

Este indicó que para medir el progreso de su deben tomar en consideración que en el 2017 redujeron el presupuesto del gobierno en un 18% para poder cumplir con el pago a los retirados. 

Las expresiones del mandatario ocurrieron durante la reinauguracion del Centro de Apoyo y Rehabilitación de Adultos Mayores en Cataño. En esta instalación, ubicada en el casco urbano de este pueblo, las personas de mayor edad podrán recibir servicios médicos, deportivos, entretenimiento y podrán ayudar en la crianza de los menores que se encuentran bajo la custodia del Departamento de la Familia. 


💬Ver 0 comentarios